El primer ministro italiano, Mario Draghi, anunció hoy que la cumbre de jefes de Estado y de Gobierno del G20 de este fin de semana en Roma alcanzó acuerdos para llegar a emisiones cero de gases de efecto invernadero "para mitad de siglo", así como limitar el calentamiento global a 1,5 grados por arriba de los niveles preindustriales.

"No ha sido fácil, los sherpas (delegados) han hecho un trabajo extraordinario", planteó Draghi al hablar en la asamblea de líderes apenas pasadas las 17 de Roma y anunciar el fin de los trabajos de la cumbre.

"Continuamos el esfuerzo en la lucha contra el cambio climático. Con el compromiso para llegar a emisiones cero para mitad del siglo. El suceso de esta cumbre es que nos hemos empeñado en mantener el objetivo de 1,5 grados de suba de las temperaturas, y eliminamos los financiamientos al uso de carbón", destacó Draghi en su discurso de cierre.

"Queremos ser juzgados por lo que haremos, no por lo que decimos. Esta cumbre llenó de sustancia nuestras palabras, nuestra credibilidad depende de nuestras acciones", agregó el premier.

"Quiero agradecer a los activistas que nos mantienen en el camino correcto. Muchos dicen que están cansados ​​de 'bla, bla'...creo que esta cumbre estuvo llena de sustancia", planteó Draghi, usando la onomatopeya que utiliza en sus críticas a los líderes mundiales la joven activista ambiental sueca Greta Thunberg. (Télam)