Una comisión del Congreso de Chile recomendó hoy rechazar la acusación para avanzar en el juicio político contra el presidente Sebastián Piñera por los Pandora Papers, pero esta opinión no es vinculante para la Cámara de Diputados que examinará el tema el próximo lunes.

La Comisión de Acusación Constitucional emitió su recomendación con dos votos a favor, dos en contra y una abstención.

Esta decisión es solo una recomendación para los diputados que el lunes tendrán que dilucidar si votan a favor o en contra y donde se requerirá del apoyo de 78 de los 155 parlamentarios para avanzar con el proceso contra Piñera..

En caso de prosperar, se analizaría posteriormente en el Senado, donde necesita un quórum de dos tercios.

La iniciativa fue impulsada por la oposición al mandatario conservador tras conocerse los términos de la venta de una minera a una empresa de sus hijos en 2010, revelada por los Pandora Papers, el trabajo realizado por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ).

De acuerdo a la filtración, los hijos del mandatario vendieron en 2010, durante su primer gobierno (2010-2014) la minera Dominga al empresario Carlos Alberto Delano -íntimo amigo de Piñera- por 152 millones de dólares en una operación que en su mayoría se realizó en Islas Vírgenes.

Click to enlarge
A fallback.

El pago se tenía que hacer en tres cuotas, y una polémica cláusula supeditaba el último pago a "que no se estableciese un área de protección ambiental sobre la zona de operaciones de la minera, como reclamaban grupos ambientalistas", informó la agencia de noticias AFP.

Una vez que Piñera asumió el poder, esa área que abarca un verdadero tesoro natural a orillas del Pacífico, no fue considerada como zona de protección tal como recomendó su antecesora Michelle Bachelet (2006-2010).

Esta semana, Jorge Gálvez, abogado del presidente chileno, dijo en el Congreso que la acusación constitucional está "basada en hechos falsos o que han sido relatados de forma mañosa y tergiversada".

El lunes el presidente podrá volver a alegar su inocencia antes de que la Cámara baja realice la votación para determinar si procede o no su destitución.

Solo los diputados presentes podrán ejercer su voto y por el momento varios de la oposición están en cuarentena preventiva por posibles contactos estrechos con el legislador y candidato presidencial de izquierda Gabriel Boric, que dio positivo de coronavirus.

Ante esta situación, el legislador socialista Jaime Naranjo llegó a apuntar incluso que "por ley" se pueden extender las intervenciones para que la votación se alargue durante varios días hasta el retorno de los que están en aislamiento.

Se trata del segundo intento de juicio político a Piñera, tras el que no prosperó en noviembre de 2019 por presuntas violaciones a los derechos humanos en medio del estallido social que derivó en la creación de una Asamblea Constituyente para reformar la actual Carta Magna, escrita durante la dictadura cívico militar de Augusto Pinochet (1973-1990). (Télam)