El líder del Movimiento Cinco Estrellas italiano, el expremier Giuseppe Conte, rechazó hoy una posible alianza con la coalición de centroizquierda que encabeza el Partido Democrático luego de las elecciones que este domingo renovaran el parlamento, en lo que constituye el primer paso hacia la formación de un nuevo gobierno.

"En cuanto a la perspectiva de colaboración con este Partido Democrático, con estos líderes del Partido Democrático, no hay perspectiva", planteó hoy Conte durante un acto electoral en Génova, en el norte del país.

Italia votará el domingo 400 diputados y 200 senadores que deberán luego elegir un nuevo Gobierno, en unos comicios en que la coalición de derecha que forman Fuerza Italia, Liga y Hermanos de Italia encabeza todas las encuestas.

En ese marco, el Partido Democrático (PD) aparece como la segunda fuerza con más intención de voto, según los sondeos, con el Cinco Estrellas (M5E) en tercer lugar.

El Cinco Estrellas, nacido entre 2008 y 2009 como una fuerza antisistema y crítica con el establishment, fue moderando luego sus posiciones y en las elecciones de 2018 fue la más votada del país en base a una serie de propuestas sociales y económicas que tuvieron al "ingreso por ciudadanía", un subsidio universal para desempleados de 800 euros, como la máxima bandera.

Si bien entre septiembre de 2019 y enero de 2021 el PD y el M5E fueron socios en un Ejecutivo con Conte a la cabeza, la decisión del líder del Cinco Estrellas de sacarle la confianza al reciente Gobierno de Mario Draghi dinamitó los puentes entre los dos partidos.

El PD impulsa al también expremier Enrico Letta como candidato a premier, mientras que el Cinco Estrellas lleva el nombre de Conte para regresar al Palacio Chigi que ya ocupó entre junio de 2018 y agosto de 2019, en Gobierno con la Liga, y luego hasta febrero de 2021 en un Ejecutivo con la centroizquierda.

En un marco en que la suma de las tres fuerzas de derecha podría superar el 40% de los votos el domingo, otro de los partidos de centro, Italia Viva, reclamó hoy un debate nacional entre los principales líderes antes de los comicios.

"Hay una competencia de cuatro que nos tiene a nosotros como los únicos hablando de contenido; una derecha soberanista pero fuerte; un Cinco Estrellas que con el voto del clientelismo, a base del ingreso por ciudadanía, está levantando en las encuestas en el sur; y un PD incierto que aún no ha aclarado si convertirse en el partido reformista o en el genérico del M5E", planteó este lunes el líder de Italia Viva, el también expremier Matteo Renzi, que compite en coalición con el Partido Acción y esperan llegar al 10% de los votos.

Una vez conocido el resultado de las elecciones, el presidente Sergio Mattarella encargará la formación de un nuevo Gobierno al dirigente que tenga más posibilidades de lograr un voto de confianza de la mayoría simple del parlamento.

En caso de confirmarse la tendencia de las encuestas, la coalición de derecha podría superar la mitad de los escaños en juego en todo el país y la líder de Hermanos de Italia, la soberanista Giorgia Meloni podría ser la primera premier mujer de la historia italiana si su fuerza es la más votada de la alianza. (Télam)