La gestión del uruguayo Luis Almagro como secretario general de la OEA es "de las peores de la historia", afirmó hoy el canciller mexicano, Marcelo Ebrard, sobre el organismo que participará como observador en las elecciones del próximo domingo en el país.

"Así se lo hemos dicho en las sesiones", agregó Ebrard durante la conferencia matutina del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador.

Almagro "ha actuado de manera reiterada sin consultar a los Estados miembros, actúa como si fuese autónomo, independiente", añadió.

El funcionario federal, sin embargo, destacó que México no prohibirá que se observe el proceso electoral.

"No se va a prohibir que vengan observadores de la OEA, o incluso de otros organismos, la única obligación que tienen ellos es respetar la legislación mexicana", dijo.

Observadores de la OEA estarán presentes en el marco de las elecciones del próximo domingo en México, en las que se renuevan los 500 escaños de la Cámara de Diputados, se eligen 15 gobernadores y más de 21.000 cargos locales, informó la agencia de noticias AFP.

Ebrard mencionó el accionar del foro regional durante el proceso electoral de Bolivia en 2019, el cual tachó de "oprobioso" porque, consideró, facilitó "prácticamente un golpe en un país con una vida democrática ininterrumpida".

Antes de su llegada a México, la misión de observadores extranjeros de la OEA expresaron una "profunda preocupación" por la violencia en la campaña electoral hacia los comicios legislativos y locales en México.

Los comicios se celebrarán tras una campaña sangrienta.

Un total de 89 políticos fueron asesinados desde septiembre pasado, entre ellos 35 candidatos, según la consultora Etellekt.

Esta será la quinta ocasión en que la OEA participa como observador electoral en México, tras los comicios de 2009, 2012, 2015 y 2018. (Télam)