Estados Unidos y Rusia tienen previsto analizar en una próxima reunión el posible reinicio de inspecciones en el marco del tratado New Start, un entendimiento clave en materia de desarme nuclear entre los dos países, informó hoy el Departamento de Estado norteamericano.

"Nos hemos puesto de acuerdo en que la Comisión Consultiva Bilateral (BCC) pueda reunirse en el futuro cercano en el marco del tratado New Start", anunció el vocero del Departamento de Estado, Ned Price, que confirmó de esa manera una información de la agencia Bloomberg.

Price destacó la importancia de seguir el diálogo con Moscú y avanzar en la “reducción de riesgos”, pese a la guerra en Ucrania, y remarcó el deseo de Washington de “una reunión constructiva", según la agencia AFP.

Si la reunión se concreta, se daría en momentos en que bajó algo el tono en los últimos días respecto a las amenazas de un eventual ataque nuclear de Rusia en la guerra contra Ucrania.

El funcionario estadounidense no precisó fecha ni lugar para el nuevo encuentro.

La última reunión de esta comisión consultiva fue en octubre de 2021.

A inicios de agosto Rusia anunció que suspendía las inspecciones estadounidenses previstas para sus instalaciones militares, como respuesta a las que consideró trabas estadounidenses a las inspecciones similares rusas en Estados Unidos.

El tratado New Start, firmado en 2010, es el último acuerdo bilateral nuclear entre los dos países y limita los arsenales de las dos potencias a un máximo de 1.550 ojivas cada uno, es decir, una reducción de cerca del 30% con respecto al límite anterior fijado en 2002.

El New Start también pone para el número de lanzadores y bombarderos pesados un tope de 800, lo que sigue siendo suficiente para destruir la Tierra varias veces.

En enero de 2021, el presidente ruso, Vladimir Putin, accedió a prolongar la validez del tratado por cinco años, hasta 2026. (Télam)