El Departamento del Tesoro de Estados Unidos lanzó hoy una nueva guía con sanciones a Rusia en la que se prohíbe a los ciudadanos estadounidenses comprar acciones y bonos emitidos por entidades rusas.

Con esta nueva instrucción, la Administración del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, pretende reforzar la presión financiera sobre Rusia como respuesta a su invasión de Ucrania, iniciada el 24 de febrero, hace ya más de cien días.

Así, el Tesoro ha incidido en la prohibición de adquirir "títulos de duda y acciones de nuevas o existentes emitidas por una entidad de la Federación Rusa", según ha recogido la cadena de televisión estadounidense CNN, citada por Europa Press.

De todos modos, esta nueva guía matiza que los estadounidenses no están obligados a desprenderse de los valores rusos de los que sean poseedores actualmente.

Además, también podrán seguir invirtiendo en fondos estadounidenses que posean valores financieros rusos, siempre y cuando estas acciones no representen la mayor parte de los activos de dichos fondos. (Télam)