Ecuador, uno de los países latinoamericanos más golpeados por la pandemia, comienza hoy a imponer una medida que prohíbe la circulación de vehículos por rutas durante las noches de los fines de semana, en un intento por neutralizar una nueva ola de coronavirus.

"El objetivo es evitar la movilización de personas para todo tipo de reuniones, sean estas sociales, que nos complican mucho, sobre todo estas fiestas clandestinas", dijo el presidente del Comité de Operaciones de Emergencia (COE) nacional, Juan Zapata, al canal Ecuavisa.

La medida en las rutas, bajo supervisión del ministerio de Transporte, se aplicará entre las 20 y 5 locales desde los viernes hasta el domingo y se extenderá hasta el 2 de mayo.

El país, con 17,4 millones de habitantes, registró el jueves 4.892 casos en 24 horas, la segunda cifra diaria más alta durante la pandemia, informó la agencia de noticias AFP.

El récord diario de contagios, de 11.536, se produjo el 24 de abril de 2020.

El COE también exhortó a las autoridades locales de 11 de las 24 provincias de la nación, incluida la andina Pichincha (cuya capital es Quito), que limiten la movilidad vehicular en sus jurisdicciones en el mismo horario y de manera permanente, todos los días de la semana, hasta el 2 de mayo.

Las provincias involucradas están en "emergencia sanitaria grave" y concentran a la mayoría de la población.

El COE, que representa al Gobierno de Ecuador y está a cargo del manejo de la pandemia, solo puede dictar restricciones como toques de queda amparado en un estado de excepción.

Sin embargo, en enero la Corte Constitucional declaró inconstitucional el tercer estado de excepción que el Ejecutivo había decretado por la pandemia un mes antes.

La máxima Corte sugirió reformas a varias leyes para limitar derechos, sin recurrir al estado de excepción, para enfrentar la pandemia, señaló Zapata, en medio de pedidos de sectores inclusive médicos de que se dicte un nuevo confinamiento total.

Ecuador levantó en septiembre último un periodo de seis meses de estado de excepción, con toques de queda de hasta 15 horas diarias.

El país, que registra 355.431 casos (2.043 por cada 100.000 habitantes) y 17.489 fallecidos, apenas había vacunado hasta el sábado a 183.300 personas con las dos dosis necesarias contra el covid-19, mientras que otras 274.160 recibieron la primera.

Desde que se detectó por primera vez la Covid-19 en el país, el 29 de febrero de 2020, Ecuador mantiene el cierre de sus fronteras terrestres y marítimas, y la suspensión de las clases presenciales. (Télam)