Un diputado nacional del oficialista Partido Colorado de Paraguay presentó hoy un proyecto para postergar por un año las elecciones municipales que el país debe llevar adelante en octubre, para evitar que se agudice el complejo panorama sanitario que atraviesa el territorio, con multiplicación de casos de coronavirus y el sistema de salud colapsado.

La iniciativa es del legislador Juan Carlos Galaverna, del sector referenciado en el presidente Mario Abdo Benítez, y necesita solo mayoría simple en las dos cámaras del Congreso para su aprobación.

Si se alinea con la iniciativa el sector colorado que responde al exmandatario Horacio Cartes, el proyecto se convertiría en ley con facilidad.

El texto propone suspender los comicios municipales por un año y prorrogar los mandatos de intendentes y concejales hasta la asunción de quienes resulten electos en 2022.

Hasta ahora, las elecciones municipales están convocadas para el 10 de octubre, pero después de un 2020 de relativa calma en torno de la pandemia de coronavirus, Paraguay atraviesa un 2021 con explosión de contagios y con una estructura sanitaria débil, evidenciada en falta de camas de cuidados intensivos, escasez de oxígeno y poco personal.

La propuesta de Galaverna impulsa votar en octubre del año próximo, aunque deja la definición de la fecha exacta en manos del Tribunal Superior de Justicia Electoral (TSJE), y sugiere que las internas partidarias para definir candidatos y autoridades de cada fuerza se hagan entre 90 y 120 días antes de la jornada en la que finalmente se voten intendentes.

Mantiene la iniciativa el mandato de cinco años para jefes comunales y concejales, por lo que quienes resulten electos en 2022 tendrán mandato hasta 2027.

El director de Recursos Electorales del TSJE, Luis Salas, reveló hace días que hace dos meses la autoridad envió al Ministerio de Salud los protocolos para la realización de las elecciones en los 259 municipios y hasta pidió celeridad para su implementación, porque faltan apenas dos meses para las internas, formalmente llamadas para el 20 de junio.

La oposición aún no se pronunció sobre la iniciativa, que puede beneficiar de alguna manera al gobierno, debilitado porque debió enfrentar hace semanas una ola de protestas y manifestaciones por su manejo de la pandemia, que derivó en el cambio de varios ministros del gabinete.

Para peor, la gobernante Asociación Nacional Republicana (ANR, el nombre oficial del Partido Colorado) está virtualmente partido entre los sectores que responden a Abdo Benítez y Cartes, aunque en momentos críticos suelen votar juntos en el Congreso.

A la suba de contagios (237.542 casos y 4.889 muertos) se suma que el país recibió un muy bajo número de vacunas. (Télam)