El consultor ecuatoriano Amauri Chamorro, asesor de campaña del candidato presidencial favorito para las elecciones del próximo domingo en Ecuador, Andrés Arauz, representante del correismo, desmintió que el dirigente se haya vacunado contrra el coronavirus en la ciudad de Buenos Aires, durante una visita que realizó en diciembre último.

Además, el politólogo también aclaró en declaraciones a Télam que nunca hizo gestión alguna para que Arauz recibiera la inmunización, y aseguró incluso que no formó parte de aquella visita del candidato al país.

“Yo no acompañé a Andrés a la Argentina. Para esa fecha –el 5 de diciembre- estaba en Brasil por trabajo”, dijo Chamorro al insistir en que no realizó gestión alguna para lograr que el candidato presidencial recibiera una aplicación de la vacuna Sputnik V contra el coronavirus y que esa inmunización no existió.

"Nunca se vacunó", afirmó, para despejar cualquier duda.

Según publicaron algunos medios porteños, Arauz habría recibido la vacuna de origen ruso cuando estuvo de visita en Buenos Aires –oportunidad en la que se reunió con el presidente Alberto Fernández y la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner-, si bien ese viaje ocurrió a principios de diciembre y el fármaco arribó al país el 24 de ese mes, y se comenzó a inocular el 29.

“Es falso de toda falsedad”, insistió el consultor, quien evaluó que esa información no se debe a un error involuntario, sino que encierra “la intencionalidad de erosionar la figura de Arauz para evitar que el domingo gane en primera vuelta, como lo vaticinan las encuestas”.

“Los últimos sondeos le están dando a Arauz una intención de voto del 43, 44%, con más de 10 puntos de diferencia sobre el segundo candidato más apoyado, Guillermo Lasso, lo que ha hecho que se multipliquen las fake news intentando desacreditarlo”, explicó Chamorro.

En ese sentido, comentó que la revista colombiana Semana publicó que Arauz había recibido apoyo político y hasta financiero del guerrillero Ejército de Liberación Nacional (ELN), información que hasta el propio grupo insurgente desmintió.

Finalmente, el asesor de campaña insistió en que para las elecciones del próximo domingo será necesaria una amplia participación internacional que audite los comicios, ante la posibilidad de que los poderes concentrados ecuatorianos intenten no convalidar un probable triunfo en primera vuelta del candidato correista. (Télam)