Las comunidades autónomas españolas notificaron hoy al Ministerio de Salud 565 muertes y 31.596 nuevos casos de Covid-19, 12.544 de ellos diagnosticados en las últimas 24 horas, y los indicadores empiezan a mostrar una leve caída de la curva en esta segunda ola de la pandemia.

Las cifras son inferiores a las del miércoles de la semana pasada, cuando se notificaron 40.285 positivos y, además, la incidencia acumulada en los últimos 14 días por 100.000 habitantes se sitúa en 815, frente a 846 ayer.

Con 2.883.465 casos en total desde el inicio de la pandemia, Madrid es la zona más afectada en el país: concentra 3.917 de los positivos diagnosticados ayer.

Le sigue Castilla y León, el País Vasco, Andalucía, Aragín, Galicia, Asturias, Baleares y Canarias.

El informe de hoy se completó con 565 nuevos fallecimientos, otra cifra en descenso en comparación con los 724 ayer, aunque representa un repunte con respecto a los 492 del miércoles pasado.

En total, 60.370 personas murieron de Covid-19 desde que el virus llegó a España y, solo la última semana,

1.911, según la agencia de noticias AFP.

Mientras tanto, la tasa de ocupación de camas ocupadas por coronavirus se sitúa en el 23,55 %, levemente más baja que el 24,18% de ayer, aunque hoy se registraron 51 más internaciones que ayer.

En las unidades de cuidados intensivos (UCI), la ocupación es del 44,44%, apenas un poco menos que ayer.

(Télam)