Una ciudad del centro de Alemania realizará testeos masivos de coronavirus en escuelas y jardines de infantes ante un rebrote de infecciones que obligó a cerrar las instituciones educativas.

Las pruebas en la ciudad de Hildburghausen, en el estado de Turingia, involucran alrededor de 8.000 niños y 1.000 profesores y son voluntarias.

El alcalde de la ciudad, Tilo Kummer, dijo que las pruebas empiezan hoy y aseguró que alrededor de un tercio de los niños y docentes aceptaron participar en los testeos de manera voluntaria.

Agregó que los niños que den negativo al test podrán regresar a las escuelas mañana, "siempre y cuando haya personal suficiente con resultados negativos".

Además, dijo que es posible que en los próximos días se repita la campaña de testeos, informó el diario alemán Welt.

Según el Instituto Robert Koch (RKI), que mide la incidencia de las enfermedades infecciosas en el país europeo, Hildburghausen volvió a tener los valores de contagio más altos a nivel nacional al comienzo de la semana, aunque según el Ministerio de Salud de Turingia, no hubo nuevas infecciones durante el fin de semana.

Ayer, cientos de personas protestaron en las calles de la ciudad del sur de Turingia contra el bloqueo, muchas de ellas sin respetar las normas de distanciamiento para controlar los contagios.

Alemania registró 13.604 nuevas infecciones de coronavirus en las últimas 24 horas y 388 nuevas muertes, informó el RKI, según consignó la agencia de noticias DPA.

De esta manera, el total de muertes por Covid-19 se elevó a 16.636, mientras que el número total de infecciones por coronavirus detectadas en Alemania asciende a 1.067.473 de casos comprobados. (Télam)