Casi la mitad de los agentes de la Policía de Perú estuvo contagiado o está ahora afectado por coronavirus, informó hoy el Ministerio del Interior, que detalló que la fuerza registra 787 muertos y 50.600 contagios, un dato más que confirma al país como uno de los afectados de la región por la pandemia.

"La salud de la policía es dramática: en total, se contagiaron 50.616 policías, casi la mitad (de sus integrantes) y hubo 787 fallecidos en la pandemia", reveló el ministro de Interior, José Elice, en declaraciones a la radio RPP.

Con cerca de 120.000 efectivos en total, la Policía estuvo en la primera línea de la estrategia contra la pandemia desde el inicio, en marzo de 2020, casi a la par de los médicos, que aparecen como el segundo colectivo más golpeado, con 502 fallecidos, según el Colegio Médico del Perú.

Perú acumula 195.000 muertos y más de 2,09 millones de contagios confirmados desde el inicio de la pandemia, en una población de 33 millones de habitantes.

El país tiene, por lejos, la tasa más alta de fallecidos cada 100.000 habitantes de Sudamérica: 591. El país que le sigue es Brasil, con 254 muertos cada 100.000 pobladores.

Elice indicó que la vacunación anticovid iniciada en febrero frenó los contagios graves y los decesos entre el personal policial, que estuvo entre los primeros grupos en recibir la inmunización completa.

Unas 3.780.000 personas recibieron ya las dos dosis de la vacuna en el país, lo que equivale al 11,6% de la población, según cifras oficiales reportadas por la agencia de noticias AFP.

Perú parece estar saliendo de una segunda ola que lo tuvo en una situación crítica desde enero con escasez de oxígeno medicinal y hospitales abarrotados.

Las autoridades, sin embargo, ya se preparan para una eventual tercera ola por la aparición de más de una docena de casos con la variante Delta en Lima, la capital, que tiene 10 millones de habitantes.

"El virus, esta variante Delta, se está extendiendo por todos lados", advirtió hoy el ministro de Salud, Oscar Ugarte, que resaltó que el sistema sanitario incorporó 300 plantas de oxígeno y 3.000 camas en las unidades de cuidados intensivos. "Estamos preparados”, añadió.

Para peor, la inédita situación de indefinición política respecto del ganador del balotaje del 6 de junio entre Keiko Fujimori y Pedro Castillo mantiene una inusual movilización en las calles, lo que aumenta el riesgo de una tercera ola. (Télam)