El Gobierno de Bolivia informó hoy que en el país circula la subvariante BA2 de la variante Ómicron de coronavirus y que se registró un incremento de los casos de Covid-19 en las últimas semanas, por lo cual pidió a la población prepararse para una eventual nueva ola del virus.

"Debemos informar al pueblo boliviano que para el último reporte de vigilancia de epidemiológica hemos detectado ya en el país la variante BA2 de Ómicron", señaló el ministro de Salud, Jeyson Auza, en conferencia de prensa.

Auza dijo que la subvariante BA2 se registró en los departamentos más poblados del país: La Paz, Cochabamba y Santa Cruz, según la agencia de noticias AFP.

Asimismo, afirmó que en la última semana se constató un incremento marcado de contagios, aunque no directamente relacionados a la BA2, sino principalmente al inicio de la temporada del invierno local.

En ese sentido, manifestó que en la última semana se reportaron 718 casos en todo el país, 331 más que respecto a la anterior.

Bolivia, con una población de 11,5 millones de personas, acumuló desde el inicio de la pandemia un total de 906.221 contagios y 21.943 fallecidos.

La cartera difundió un mensaje en su cuenta de la red social Twitter en el que manifestó que "es importante contar con el esquema de vacunación".

"No bajemos la guardia y mantengamos las medidas de bioseguridad", agregó.

En esa línea, Auza expresó la necesidad de prepararse "para una eventual quinta ola que pudiese vivir más adelante".

“A diferencia de la BA1, la subvariante BA2, clínicamente no tiene ninguna diferencia, los síntomas son los mismos, si bien en la región no ha existido consecuencias, en otras regiones del mundo, como China, se reportaron incrementos inusitados a consecuencia de esta variante, por eso se debe incrementar por porcentajes de vacunación”, explicó el ministro.

Respecto a la flexibilización de las medidas de cuidado, Auza dijo que es necesario que un municipio supere el 80 por ciento de vacunación con esquema completo, 50 por ciento con terceras dosis y se encuentre en una etapa inicial de nuestro índice de alerta temprana para pensar en levantar la obligatoriedad del uso del barbijo, informó el medio boliviano El Deber.

De acuerdo con los últimos datos oficiales, el 55% de la población cuenta con esquema completo de vacunación. (Télam)