Seis empresas internacionales que realizaron pruebas piloto para la industrialización de litio en Bolivia, con tecnología de Extracción Directa (EDL) y que significan inversiones por 250 millones de dólares, entregarán los resultados el 15 de junio, informó el ministro de Hidrocarburos y Energías del país andino, Franklin Molina.

"Seis de ocho empresas internacionales lograron presentar propuestas en los plazos y condiciones establecidas en el memorándum de entendimiento. Hasta la quincena de junio ya se tendrán los resultados de las empresas seleccionadas", dijo Molina durante una entrevista con el canal estatal Bolivia TV.

El funcionario detalló que en noviembre de 2021 la empresa estatal Yacimientos de Litio Bolivianos (YLB) suscribió memorandos de entendimiento con las empresas Catl Brunp & Cmoc, Fusion Enertech, EnergyX, Tecpetrol, Lilac Solutions, Citic Guoan/Crig, Tbea Group y Uranium One Group para que realicen pruebas piloto sobre la tecnología EDL con salmueras de los salares de Uyuni, Pastos Grandes (Potosí) y Coipasa (Oruro), en la región suroeste del país.

"Es una tecnología basada en evaporación con piscinas. El tiempo es de dos años aproximadamente para obtener carbonato e hidróxido de litio", puntualizó.

Las empresas que buscan industrializar el litio boliviano son de Estados Unidos, China, Rusia y Argentina, y la tecnología usada abarata los costos, además de ser amigable con el ambiente.

Las inversiones en el proyecto para iniciar la industrialización de litio son del orden de los 250 millones de dólares.

Bolivia, junto con Argentina y Chile, reúnen el 56% de las reservas de litio comprobadas en el planeta, de acuerdo con el Servicio Geológico de Estados Unidos.

Bolivia se tomó con calma la resolución de la licitación y hace esperar a gigantes de la tecnología como Tesla, cuyos autos dependen de baterías de litio.

El país concentra la atención de los mercados mundiales en momentos en que las potencias industriales buscan reemplazar vehículos que funcionan con nafta por eléctricos, con energía procedente de fuentes renovables. (Télam)