El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, planea reclamar una reforma urgente del Consejo de Seguridad mañana durante la 77 Asamblea General de Naciones Unidas, anunció hoy el asesor de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, Jake Sullivan.

"Espero que el presidente hable profundamente de la cuestión de la reforma del Consejo de Seguridad de la ONU mientras esté en Nueva York", dijo Sullivan, según la agencia de noticias AFP.

Con funcionarios estadounidense frustrados por el veto de Rusia a pronunciamientos sobre la invasión de Ucrania, Biden, que intervendrá mañana en la asamblea, podría exigir al secretario general de la ONU, António Guterres, reformas urgentes al Consejo de Seguridad y otros funcionarios, agregó el asesor.

La reforma del Consejo es un tema recurrente en casi toda crisis internacional cuando uno de los cinco miembros permanentes, Estados Unidos, Rusia, China, Reino Unido o Francia, ejerce su derecho a veto para impedir resoluciones propuestas por otros.

El modo en que Rusia aplicó su poder de veto desde que invadió Ucrania llevó a Estados Unidos a revivir el tema y alentar la ampliación del organismo que actualmente tiene 15 miembros, incluidos los cinco permanentes.

"Creo que estará en la agenda y podrían verlo hacer un pronunciamiento público", expresó Sullivan.

"El mundo puede ver que cuando un miembro permanente actúa de esa manera, golpea el corazón del Consejo de Seguridad de la ONU y eso debería llevar a todos a presionar colectivamente a Moscú para que cambie de rumbo", agregó.

En su discurso en la Asamblea General, Biden se centrará en la invasión de Rusia a Ucrania como una violación de la Carta de la ONU, anticipó Sullivan, que agregó que el mensaje es que "los países no pueden conquistar a sus vecinos por la fuerza".

Biden "le hablará a cada país; a aquellos que se unieron a nuestra amplia coalición de apoyo a Ucrania y a los que están al margen", dijo.

Según el asesor, el mandatario también hará anuncios sobre las inversiones del Gobierno estadounidense contra la inseguridad alimentaria mundial que se agravó por la invasión de Ucrania. (Télam)