La candidatura presidencial de la correísta coalición Unión por la Esperanza (UNES) fue denunciada por presuntas infracciones electorales, como la entrega de test de coronavirus "a cambio de votos", informó hoy el consejero del Consejo Nacional Electoral (CNE), Luis Verdesoto.

"Denuncié ante el Tribunal Contencioso Electoral (TCE) presuntas infracciones electorales cometidas en la campaña electoral ecuatoriana por el movimiento UNES que dan cuenta de la entrega de dádivas como la realización de pruebas de Covid-19 (sin registro sanitario) a cambio de votos", tuiteó Verdesoto.

Según el comunicado adjunto en dicha publicación, el funcionario denunció ayer "por infracción electoral grave" al candidato presidencial de UNES, Andrés Arauz, su compañero de fórmula, Carlos Rabascall, su jefe de campaña y al procurador común.

La queja fue presentada ante el TCE poco después de que el expresidente Rafael Correa alertara sobre la posible intención del CNE de postergar las elecciones del próximo 7 de febrero, algo que finalmente fue descartado por el Gobierno de Lenín Moreno.

En un nuevo enfrentamiento entre el correísmo y las autoridades electorales, que en septiembre pasado rechazaron la candidatura del exmandatario a la Vicepresidencia, Verdesoto argumentó su acusación con notas periodísticas referidas a la entrega de test de coronavirus durante la campaña de UNES en Quito, algo vetado por la ley electoral que prohíbe a los políticos efectuar regalos o donaciones a los electores.

También citó una diligencia judicial del 27 de enero pasado, donde la Fiscalía de Tulcán incautó 350 pruebas de diagnóstico, que carecían de registro sanitario, en una sede de UNES en esa ciudad fronteriza con Colombia.

Si bien los test de coronavirus no están incluidos dentro de los 133 artículos promocionales autorizados por el CNE, la candidatura de UNES no es la única que se ha jactado de donarlos durante la campaña y la práctica fue replicada por otras, como la del conservador Guillermo Lasso, reportó el portal Primicias.

La denuncia de Versoto contra UNES incluyó además la supuesta entrega de "montos de dinero, en calidad de avance sobre la promesa electoral de dar 1.000 dólares″.

El TCE tiene un plazo de tres días para pronunciarse sobre la queja y, de acuerdo a lo establecido en la ley, podría sancionar a los acusados con la pérdida de derechos políticos de seis meses hasta dos años, sanciones económicas de hasta 20 salarios básicos unificados o la destitución de la candidatura.

La noticia llega cuando se sabe que un promedio de nueve encuestadoras coloca al candidato Arauz al frente de la carrera electoral, con el 37,4 por ciento al cierre de las encuestas.

Arauz, de 35 años, es el delfín elegido por el expresidente Correa, quien intentó presentarse por todos los medios posibles pero fue inhabilitado porque se le confirmó en tiempo récord una condena de cárcel por un caso de corrupción y no pudo cumplir con el requisito impuesto a último momento de presentar la candidatura personalmente..

A lo largo de toda la campaña, la oposición correísta denunció en varías ocasiones una censura electoral y una parcialidad de las autoridades en contra de la candidatura de su alianza izquierdista. (Télam)