Las autoridades sanitarias austriacas registraron hoy 13.152 casos de coronavirus, un máximo diario desde el inicio de la pandemia, que se produce un día antes de que el Gobierno someta a debate un plan de confinamiento nacional para los no vacunados.

El último balance reportó 13.152 positivos y 48 muertos en las últimas 24 horas, según difundió la radiotelevisión pública ORF.

Las cifras fueron informadas antes del inicio mañana de la deliberación final del plan anunciado por el canciller del país, Alexander Schallenberg, para restringir a la población no vacunada, aproximadamente el 35 por ciento de los habitantes.

Este posible confinamiento, que comenzaría en principio el lunes, se decidirá tras un encuentro virtual con los gobernadores estatales y de una reunión del comité principal del Consejo Nacional que tendrá lugar también mañana.

Al justificar la medida, el canciller insistió en la necesidad de imponer una "solución nacional" y reiteró su rechazo a un posible cierre "general" para toda la población.

"No debería haber solidaridad con los no vacunados", apuntó en declaraciones reproducidas por la agencia Europa Press.

Click to enlarge
A fallback.

Por su parte, el ministro de Salud, Wolfgang Mückstein, anunció que también se pondrá en discusión la vacunación obligatoria de los trabajadores sanitarios del país, en el marco de una serie de medidas destinadas a contener el repunte de casos de las últimas semanas.

Austria se encuentra con una tendencia alcista de la curva epidemiológica al registrar más de 10.000 nuevos positivos diarios desde mediados de esta semana.

Las muertes también volvieron a subir hasta alcanzar aproximadamente la veintena por día, una cifra nunca vista desde mediados de mayo de este año.

El país, de cerca de 9 millones de habitantes, registró unos 936.000 contagios y 11.600 fallecidos desde el comienzo de la pandemia. (Télam)