Irán no planea enriquecer uranio a más del 60% si las negociaciones sobre su programa nuclear fracasan, anunció hoy el jefe de la Organización Iraní de la Energía Atómica, Mohammad Eslami.

"Nuestros objetivos relacionados con el enriquecimiento de uranio están satisfaciendo nuestras necesidades industriales y de producción, y las de nuestra gente", aseguró el funcionario a la agencia de noticias rusa Ria Novosti, citada a su vez por la agencia de noticias AFP.

Eslami respondió con un tajante “no” la consulta sobre si Teherán podía aumentar el nivel de enriquecimiento de uranio si las negociaciones no llegan a buen puerto.

Después de estar cortadas cinco meses, el mes pasado se retomaron las gestiones en busca de salvar el acuerdo internacional sobre el programa nuclear iraní de 2015.

En Viena, los países negociadores (Alemania, Francia, Reino Unido, China, Irán y Rusia) volvieron a conversar y, ahora, tras diez días de pausa y varios avances en el plano técnico, iniciarán el lunes otra ronda.

El pacto de 2015 se entró en una zona gris con la retirada de Estados Unidos en 2018, bajo la administración de Donald Trump.

Click to enlarge
A fallback.

Las nuevas negociaciones apuntan a lograr que Washington regrese al acuerdo, aunque Estados Unidos por el momento participa indirectamente, básicamente porque Teherán se niega a mantener conversaciones directas.

Según un informe de la Organización Internacional de Energía Atómica (OIEA) consultado por AFP, la cantidad de uranio acumulado por Irán, estimada a principios de noviembre en 2.489,7 kilogramos, supera ya en más de doce veces el límite autorizado por el acuerdo de 2015.

Si Teherán continúa desarrollando sus actividades atómicas al ritmo actual, apenas quedan "unas pocas semanas" para salvar el pacto, señaló el martes el negociador estadounidense, Rob Malley. (Télam)