Un 67,4% de los mexicanos mayores de edad viven con sensación de inseguridad, según una encuesta oficial divulgada hoy, en medio de críticas a la estrategia de seguridad del presidente Andrés López Obrador.

"En junio de 2022, 67,4% de la población de 18 años y más consideró inseguro vivir en su ciudad", reveló el estudio realizado por el instituto nacional de estadística (Inegi) en 75 ciudades del país, informó la agencia de noticias AFP.

La cifra "representa un aumento estadísticamente significativo con relación al porcentaje registrado en marzo de 2022", que fue de 66,2%, precisó la institución en un comunicado.

De acuerdo a la encuesta, por sexo, el mayor incremento en la percepción de inseguridad lo padecen las mujeres. Un 72,9% de ellas consideró que vivir en su ciudad es inseguro, frente al 71,1% de marzo pasado, indicó el Inegi.

En el caso de los hombres, 60,9% se sintieron inseguros en junio frente al 60,4% de marzo.

Las tres ciudades o alcaldías con mayor percepción de inseguridad según sus habitantes fueron Fresnillo (centro-norte, 97,2%), Zacatecas (centro-norte, 90,4%) y Ciudad Obregón (noroeste, 89,7%).

En contraste, San Pedro Garza García (Monterrey, noreste, 15,1%), Benito Juárez (Ciudad de México, centro, 24,2%) y Tampico (noreste, 27,6%) registraron las tasas más bajas de percepción de inseguridad.

En cuanto a la inseguridad en espacios físicos específicos, el 76,5% dijo los cajeros automáticos de la vía pública; el 70,9%, el transporte público; y el 62,6%, las sucursales bancarias, detalló el Inegi.

Las frecuentes matanzas en zonas de influencia de cárteles del narcotráfico, así como el reciente asesinato de dos sacerdotes y cientos de feminicidios, expusieron la política de seguridad de López Obrador, quien pese a evitar una guerra abierta contra las mafias no logró reducir la criminalidad. 

Aunque el mandatario asegura que su estrategia logró "contener" los crímenes, expertos sostienen que la estrategia gubernamental no funcionó o, en el peor de los casos, es inexistente.

México es golpeado por una espiral de violencia criminal que deja unos 340.000 muertos desde 2006, cuando fue desplegada una polémica ofensiva militar contra el narcotráfico. (Télam)