Alemania generalizará a partir del domingo los test del nuevo coronavirus obligatorios de menos de 48 horas de antigüedad para viajeros procedentes del exterior en avión, anunció este jueves el Gobierno, preocupado por la avalancha de turistas hacia Mallorca (España).

"Para que viajeros y compañías aéreas puedan prepararse, la obligatoriedad de la prueba para los pasajeros que lleguen en avión desde el extranjero recién será aplicada a partir del (domingo) 28 de marzo a medianoche", indicó a la prensa un portavoz ministerial citado por la agencia de noticias AFP.

La medida aún deber ser confirmada por el Consejo de ministros del viernes y se aplicará por lo menos hasta el 12 de mayo.

Será aplicada "a todos aquellos que quieran ingresar a Alemania por vía aérea", señaló, añadiendo que las tripulaciones de las aeronaves no se verían afectadas.

Estas pruebas, por cuenta de los viajeros y que deben tener menos de 48 horas de realizadas, se harán en centros autorizados o por la propia compañía aérea, y solamente las personas que den negativo tendrán derecho a embarcar.

No obstante, el Gobierno no ha aclarado si debe tratarse de una prueba PCR, cuyo resultado es más fiable pero es más costosa, o una simple prueba de antígenos, cuyo resultado es casi inmediato pero menos certero.

Sin decirlo de manera explícita, esta medida está dirigida sobre todo al gran número de viajeros alemanes hacia la isla española de Mallorca (Baleares), destino muy apreciado entre los alemanes, al punto que la apodan el "17º estado (land) alemán".

A pesar de las advertencias del Gobierno, incluso de la propia canciller Angela Merkel, los alemanes viajan en masa a este destino en los numerosos vuelos fletados por las aerolíneas.

(Télam)