La gente ya no sabe qué hacer para ganarse la vida. Emprender dejó de ser opcional para muchos, y ante la falta de empleo, pasó a ser la única manera de subsistir.

Cada vez hay más personas que se las ‘rebuscan’ vendiendo todo tipo de productos al menudeo en las calles y en los transportes públicos, donde además muchos aprovechan también sus dotes artísticos.

Colectivos - AMBA

Desde encendedores, como el abuelo que se hizo viral en los últimos días al recibir la ayuda económica y el abrazo de un hombre solidario; hasta las tradicionales medias, chocolates y lapiceras en el tren.

En pandemia floreció el comercio electrónico ante poca circulación de transeúntes en la vía pública, y con la vuelta a la “normalidad”, también regresaron los vendedores callejeros.

En los últimos días, se viralizó una nueva modalidad de lucro, “ingeniosa” para algunos y “repulsiva” para otros, que fue filmada y publicada en la red social de contenido audiovisual más popular del momento.

Una joven compartió un video donde se puede observar que un hombre subió al colectivo ofreciendo ratas blancas y marrones para “acariciar” a cambio de unos pesos.

Con el famoso sonido viral de Bob Esponja espantado diciendo “¡Qué es eso!” se pudo observar a dos pasajeras haciéndole mimos y tomándoles fotos a los roedores durante un viaje en hora pico.

El clip de María Alejandra Rodríguez titulado “maneras originales de pedir dinero en el Transmilenio”, fue grabado en Bogotá, Colombia, pero despertó interés en el mundo entero.

“Alguna gente se asusta, pero en realidad estaban tiernas” comentó la chica que lo publicó. Luego aclaró que, al menos la que ella sostuvo unos momentos en sus manos, “estaba suavecita y olía rico”.

Hasta el momento fue visto por más de 1.3 millones de usuarios, quienes se mostraron impresionados, y dejaron comentarios como “perdón son animales pero yo me muero del miedo”, o “me pasa eso y me da un infarto”.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: Desopilante video del pato que “cayó preso” causó ternura y risas en las redes sociales