Un cordobés devastado tras haber caído en un control vehicular por no tener los papeles al día, decidió desquitarse la bronca destrozando su propio automóvil.

El hecho ocurrió este martes por la tarde en un operativo de la Inspección Técnica Vehicular (ITV) ubicado en las cercanías del Centro de Participación Municipal N°3 de la Rotonda de Argüello.

El conductor intentó evadir el control de tránsito, pero los oficiales lograron detenerlo. Cuando le solicitaron los papeles, comprobaron que algunos no estaban en regla.

El coche no contaba con seguro al día, ni la autorización correspondiente para circular.

“Cuando se le avisa de que se le tiene que retener el vehículo empieza a amenazar con prenderlo fuego”, dijo Nicolás Molina, Director Técnico de la ITV a cba24n.

En medio de un secuestro emocional, el hombre sacó una pala del baúl y comenzó a golpear su propio Renault 21 gris delante de los efectivos.

El agresor destruyó las ópticas, los vidrios y tajeó las cubiertas, pero no fue demorado por la Policía de la ciudad de Córdoba.

“No se lo detuvo porque no atentó contra nadie, solo dañó el auto que tenía en su poder”, explicó el funcionario en diálogo con la prensa.

Por otra parte, el coche sí fue confiscado y llevado por la grúa a un depósito local.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: Destacado: Gauchos modernos: Dos chicos pasaron a buscar a caballo a sus novias y se hicieron virales