Este martes, un hombre de 30 años tomó un taxi en la zona de Retiro con destino a Rosario y cuando llegó a la ciudad santafesina se bajó sin pagar la tarifa de $41.200. El chofer realizó la denuncia y el joven, que tendría problemas psiquiátricos, fue detenido.

El taxista, de 42 años, es oriundo de la localidad bonaerense de Marcos Paz y trabaja para la empresa porteña CityTax. Según declaró, cerca de las 5 de la mañana llegaron a Pellegrini y Balcarce, donde están los Tribunales rosarinos. En ese momento, el pasajero bajó y dijo que iba a buscar la plata para abonarle, pero salió corriendo y no regresó.

Luego de realizar la denuncia en la Comisaría N° 2, las autoridades constataron por las cámaras de vigilancia de la zona que se trataba de un empleado del juzgado y allí lo encontraron, en la sección Archivos del lugar, donde trabaja habitualmente.

Agentes policiales detuvieron al hombre, identificado como Gonzalo y lo trasladaron a la dependencia policial, donde le iniciaron una investigación.

Según lo informado por fuentes judiciales de Rosario, el joven tendría problemas psiquiátricos, por lo que en una audiencia de imputación se determinará si tiene o no comprensión de sus actos