Cada diez años, dos estrellas colisionan en nuestra galaxia, pero el increíble suceso es tan lejano que no se alcanza a ver desde la Tierra. Por eso los amantes de la astronomía, sean científicos o no, están tan entusiasmados. Se acerca un fenómeno único e improbablemente irrepetible.

Es que para antes de fin de año se espera un choque tan cercano que promete iluminar el planeta entero. Se trata de la estrella binaria KIC 9832227, que según el Dr. Matt Walhout, del Calvin College de Michigan, arderá de una forma tan intensa que se podrá ver en el cielo.

Las estrellas binarias son un par que orbita extremadamente cerca la una de la otra, sobre un baricentro en común. En muchas ocasiones terminan colisionando. La última vez que ocurrió fue en 2008, pero los astrónomos no pudieron predecirlo.

Las estrellas binarias son un par que orbita extremadamente cerca la una de la otra, sobre un baricentro en común

Esta sería la primera vez que pueden anunciar con tanta antelación un accidente estelar, y es gracias a que los datos son similares al choque del año 2008.

“Las observaciones de KIC9832227 muestran que su período orbital se ha estado acelerando desde 1999 de la misma manera distintiva”, afirma Larry Molnar, también del Calvin College de Michigan. “Llegamos a nuestra fecha prevista suponiendo que el mismo proceso está sucediendo aquí”, indica.

Un dato peculiar es que la estrella binaria se encuentra a 1800 años luz, por lo tanto para ver su efecto, el choque debe haber ocurrido en el año 42 o 43 de la Era Común, hace exactamente 1975 años