El titular de la Asociación Bancaria (AB), Sergio Palazzo, ratificó hoy el paro total de actividades en las entidades financieras públicas y privadas del jueves 28 de abril y denunció que a la propuesta gremial de aumento salarial paritario del 60 por ciento las cámaras ofrecieron entre 15 y 20 puntos menos y en 8 tramos.

En una conferencia de prensa ofrecida hoy en el Auditorio Malvinas Argentinas del gremio, ubicado en Sarmiento al 300 de Buenos Aires, el dirigente reseñó que el gremio negocia la paritaria anual del período 1° de enero-31 de diciembre, y explicó que en su momento debió acordar adelantos ante la falta de acuerdo.

"La propuesta paritaria es directamente inadmisible, porque pretende ofrecer entre 15 y 20 puntos menos que el reclamo gremial, cuando son las propias cámaras las que pronostican una inflación anual de entre el 58 y el 64 por ciento", denunció el diputado nacional bonaerense por el Frente de Todos (FdT).

Palazzo añadió que a ello se suma "la nefasta política de tercerizaciones y de relaciones laborales que mantienen y la vigencia de circulares y resoluciones del Banco Central (BCRA), que rigen desde la administración anterior y continúan vigentes", por lo que ratificó la huelga nacional general del 28 de abril.

Además, el sindicalista sostuvo que la postura patronal "es intransigente, irracional, inflexible y mezquina", y enfatizó que "un sector con rentas extraordinarias no quiere comprender las necesidades de los trabajadores".

"Se viven tiempos complejos y críticos a partir del proceso inflacionario, por lo que se impone mantener el poder adquisitivo", afirmó Palazzo, quien llamó a los empresarios a "la cordura, la coherencia y la racionalidad", puntualizó.

También sostuvo que las cámaras "mienten respecto de las proyecciones inflacionarias anuales que anticipan o quieren generar zozobra", y denunció que "existe hostilidad en especial por parte de las privadas e internacionales".

"La Bancaria se mantendrá firme en la defensa de los derechos de los trabajadores, como siempre, y no tolerará la avaricia rentística patronal, por lo que en la negociación mantendrá su postura y exigirá cláusula de revisión", afirmó y dijo que "no es posible que se pretenda que los costos los paguen los trabajadores".

Para Palazzo, son las propias cámaras "las que sostienen ante el Banco Central (BCRA) en el informe de Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM) un pronóstico inflacionario determinado, pero ofrecen migajas al personal".

La conducción nacional del sindicato rechazó que tampoco ofrezcan respuestas a los otros puntos y temas presentados por el gremio, ya planteados, como "la regulación de la Ley de Teletrabajo, la guardería universal, las tercerizaciones, la desarticulación del empleo, la reconversión de los puestos laborales respecto del avance tecnológico, el cierre de sucursales y la derogación de las circulares del Central, que permiten servicios financieros por afuera del sistema bancario".

La huelga nacional del jueves 28 incluye a las entidades financieras públicas y privadas, y Palazzo señaló que el gremio "avisa con suficiente antelación para prever y organizar el pago de jubilaciones y asignaciones sociales de ese día", a la vez que responsabilizó a las cámaras por "los inconvenientes que se generen".

(Télam)