La Juventud Sindical Nacional (JSN) que conduce el titular del gremio del vidrio, Cristian Jerónimo, respaldó hoy el proyecto oficial que procura elevar el mínimo no imponible del Impuesto a las Ganancias porque es "un tributo distorsivo y regresivo que afecta a millones de trabajadores y sus familias al retener parte de sus legítimos ingresos".

El líder juvenil y titular del Sindicato de Empleados de la Industria del Vidrio y Afines (Seivara) elogió en un comunicado la iniciativa del Gobierno nacional y destacó que esos cambios que analizará el Congreso constituyen "un histórico reclamo gremial".

"Es un histórico reclamo del sindicalismo. Su eliminación o corrección tendrá un impacto positivo en la economía doméstica y fortalecerá el consumo y el mercado interno, en momentos en los que el país más necesita incentivar la producción y el crecimiento", subrayó.

El proyecto presentado en la Cámara baja el viernes último por el jefe del cuerpo, Sergio Massa, procura modificar el piso de Ganancias a partir del cual los trabajadores deben comenzar a abonar el tributo, y contempla que solo paguen aquellos activos y jubilados que perciban ingresos superiores a los 150 mil pesos mensuales, indicó el documento.

Para el sindicalista, su aprobación producirá "un importante alivio para más de 1.267.000 trabajadores activos y pasivos, que representan el 63,4 por ciento de los contribuyentes".

"El Impuesto a las Ganancias es parte de un sistema tributario regresivo que afecta a los trabajadores y a quienes menos tienen, y el mero hecho de denominarlo de esa manera constituye una distorsión. El salario nunca fue ni será ganancia", sostuvo el espacio.

Los gremios que integran la Juventud Sindical aseguraron que "acompañarán" el proyecto de ley e instaron a diputados y senadores a analizarlo con "seriedad y profundidad". (Télam)