La Asociación Argentina de Capitanes, Pilotos y Patrones de Pesca (Aacpypp), que lidera Jorge Frías, aseguró hoy que la actividad "debe pensar en el valor agregado y cuidar el recurso", y sostuvo que la industria tiene que "corregir algunos temas, porque hay empresarios que procuran consolidar su ganancia sobre la base de la evasión salarial".

Frías, integrante de la Confederación Argentina de Trabajadores del Transporte (CATT), sostuvo hoy en un comunicado que hay empresas pesqueras que evaden impuestos a partir de "la adopción de un sistema de pago salarial que no se adapta a lo requerido".

"Hasta no hace muchos años el salario se manejaba 'a la parte', que era un sistema de pago diferente y aplicado de forma principal en la flota costera y con la intervención del sector armador, capitán, oficiales y la marinería. La diferencia entre los gastos de la marea y el producido se dividía en partes preestablecidas", explicó el dirigente sindical.

En 2011, el gremio firmó el primer convenio colectivo de trabajo (CCT) y dejó de esa forma atrás actas-acuerdo y el vetusto instrumento 175/75, que la Asociación no había firmado porque recién fue creada en 1983, detalló Frías, quien añadió que a partir de 2011 el sindicato tiene convenios propios y logrados "con gestión y sin paros laborales".

Al referirse a la lucha declarada por el gremio contra el impuesto a las Ganancias y a su tabla de cálculo (Tablita de Machinea), el dirigente puntualizó que "se pretende ser parte de la distribución de las ganancias por el valor real de lo producido con las capturas y no que se funde en costos fijos", por lo que elevará un proyecto para morigerar ese tributo.

"No todas las empresas se manejan del mismo modo. Algunas incluyen todos los ítems en el salario. Es preciso equiparar el sistema de pago para los trabajadores, por lo que el gremio mantiene reuniones con las cámaras fresqueras de Mar del Plata para nivelar esas diferencias entre las firmas a fin de no generar competencia desleal", afirmó Frías.

El sindicalista aseguró que la industria pesquera "ayuda al país", pero hay que ordenarla porque aún "es penoso que el sector político no considere al mar argentino como debe", y ratificó que "se impone pensar en el valor agregado y el cuidado del recurso".

(Télam)