El secretario general adjunto del Sindicato de Choferes de Camiones (Sichoca), Pablo Moyano, aseguró hoy que el gremio "no permitirá la quita de derechos pretendida por las autoridades del Gobierno porteño en perjuicio de los trabajadores de la rama recolección de residuos de la ciudad de Buenos Aires".

Moyano rechazó la posibilidad de que el Ejecutivo porteño produzca "un recorte de los días laborales" del personal de esa rama de actividad y adelantó en un comunicado que "no permitirá una reducción salarial o la quita de derechos conquistados con grandes esfuerzos para todos los trabajadores" del sector.

Según un documento gremial, el Gobierno de Horacio Rodríguez Larreta intenta reducir gastos y, por lo mismo, sufrirán "los trabajadores esenciales que cumplen la difícil tarea de mantener la higiene urbana", y explicó que "la idea oficial es restar una jornada laboral y reducir a 6 los días de la recolección" en la ciudad.

"Si el Gobierno porteño concreta ese proyecto implicará una rebaja salarial, lo que será rechazado. Por lo tanto, comenzarán de inmediato las asambleas informativas en todas las bases de las empresas de recolección para explicar este nuevo intento de atropello", puntualizó Moyano (h) en el documento de prensa.

Además, adelantó que si el Gobierno de la ciudad persiste en esa postura, el gremio declarará el estado de "alerta y movilización" para repeler "esa aberración".

Para Moyano, es "una aberración" la decisión de sacrificar "el poder adquisitivo de los trabajadores cada vez que se decide un ajuste o un recorte presupuestario".

(Télam)