La cantante Victoria Birchner, mentora del flamante álbum “Que suene a Victoria” donde sigue exhibiendo un talento interpretativo que se aleja del canon de la canción popular actual, señala que para abrazar esta disciplina “es importante hacerse casi de manera cotidiana las preguntas '¿Quién soy y qué es lo que quiero?'".

“A partir de responderse esas preguntas podemos seguir alguna moda o corriente estética, o seguir haciendo nuestro camino entendiendo también que todos somos el resultado de otras voces y cantares que nos han atravesado”, reflexiona Birchner en diálogo con Télam.

La artista rafaelina aporta que “al dar clases de canto estoy muy en contacto con estas corrientes que van apareciendo porque mis alumnos y alumnas me acercan música de la más variada, y a mí me gusta mucho analizar esas estéticas que van apareciendo y se van instalando momentáneamente. Lo analizo desde lo técnico, que es algo que me apasiona, y también desde lo social”.

En clave personal que explica su posición, Victoria apunta que “me siento en un lugar de aceptación y disfrute de mis influencias y en una insistencia por seguir siendo yo misma, buscando desde lo vocal lo que me identifique y acompañe mis transformaciones”. (Télam)