El rock argentino de los 80 recupera parte de su memoria física con el lanzamiento de los vinilos “Peperina”, cuarto y último disco de estudio de Serú Girán; “Bares y fondas”, debut de Los Fabulosos Cadillacs; y “Tiempos difíciles”, primer disco de Juan Carlos Baglietto que mostró las primeras canciones de un movimiento que se denominó La Trova Rosarina.

Los vinilos remasterizados y publicados por Universal Music, permiten apreciar tres vertientes –tan diversas como poderosas- de la escena del rock local entre 1981 y 1986.

“Peperina”, de cuya salida acaban de cumplirse 40 años, supone una síntesis del sonido de aquel imponente conjunto integrado por Charly García, David Lebón, Pedro Aznar y Oscar Moro.

Canciones como las que dan título a la placa, “Llorando en el espejo”, “Esperando nacer”, “José Mercado”, “Cinema verite”, “En la vereda del sol” y “Salir de la melancolía” son parte de un repertorio que en poco más de 40 minutos da cuenta del afianzado presente del grupo considerado uno de los más notables de la historia del género.

En el caso de “Tiempos difíciles”, lanzado en mayo de 1982, se trató del gesto inaugural de un colectivo artístico que tras la sorprendente voz de Baglietto presentó a nivel nacional a autores vigentes desde entonces como Fito Páez, Jorge Fandermole, Adrián Abonizio y Rubén Goldín.

Pero, además, ese estreno que fue la corporización de la llamada Trova Rosarina y el primer Disco de Oro para un debutante, sumó otros nombres que sonaron a partir de ese desembarco (Silvina Garré y Sergio Sainz, entre más) y plasmó obras inoxidables de la talla de “Mirta, de regreso”, “Era en abril” y “La vida es una moneda”.

En tanto, “Bares y fondas”, publicado en agosto de 1986, plasmó que el sonido del ska había pasado a formar parte de la geografía sonora del momento gracias al desenfado de Los Cadillacs.

Bajo producción de Daniel Melingo, quien como integrante de Los Twist ya había sido partícipe de otro sacudón a lo establecido, la numerosa agrupación liderada por Vicentico y Flavio Cianciarulo, entregó temas como “Yo quiero morirme acá”, “Silencio hospital”, “Basta de llamarme así” y “Galápagos” que anticipan el suceso latinoamericano que la acompañaría. (Télam)