La Asociación de Profesionales de la Dirección Escénica Argentina organiza el primer Festival Primavera Apdea, donde se presentarán tres obras elegidas por un jurado y cuyas funciones serán con entrada gratuita en distintos teatros de la ciudad de Buenos Aires

La apertura tendrá lugar el martes 20 con una charla presentación del Festival con la participación de las autoridades de Apdea y de los elencos de las obras seleccionadas, que se desarrollará desde las 19.30 en el Portón de Sánchez (Sánchez de Bustamante 1.034).

El miércoles 28 a las 20 en Abasto Social Club (Yatay 666) se realizará una función de "Las encadenadas", de Juan Mako, interpretada por Cecile Caillon, Claudio Depirro, Mónica Driollet, y Diego Torben.

En tanto el jueves 29 a las 20 en El Portón de Sánchez será el turno de "Los secretos", con dirección y dramaturgia de Juan Andrés Romanazzi y con actuaciones de Paula Fernández Mbarak e Iván Moschner.

El Festival cierra con "Bailan almas en llantas" el domingo 2 a las 16 en el Teatro del Pueblo (Lavalle 3.636), con dramaturgia y dirección de Pilar Ruiz y las actuaciones de Camila Conte Roberts, Daniel Begino, Federico Martínez, Fran Bert, Jesús Catalino, Joaquín Gallardo, Juan Tupac Soler, Lola Banfi, Matías Méndez y Romina Oslé.

El presidente de Apdea, Alfredo Martín comentó el Festival busca "rescatar la tarea de la dirección escénica, a partir de considerar a la persona que dirige un integrante fundamental en el trabajo escénico, como aglutinante y coordinador del trabajo de los demás artistas intervinientes".

"Este Festival -señaló- es una excelente muestra práctica del trabajo complejo e interdisciplinario que demanda este rubro, tanto en lo que hace a la puesta en escena como a la dirección de artistas.

Télam: ¿Cómo fue la selección de las obras?

Alfredo Martín: Se realizó a través de un jurado integrado por Estela Castronuovo, Marcelo Savignone y Maiamar Abrodos, quienes trabajaron arduamente en dicha elección: “El criterio del jurado tomó como eje central la construcción de una dramaturgia de escena desde una hipótesis de partida, las marcas evidentes del trabajo de la dirección en la confluencia de los diversos códigos sígnicos (espacio-tiempo, diseño lumínico, trabajo sobre la actuación, código sonoro, vínculos escena-espectador). También se intentó incluir variadas poéticas estético-teatrales”.

T: ¿Cuál entiende que es la situación de la práctica de la dirección escénica en la actualidad?

AF: Está planteada como una actividad de corte individualista y personal, muy atravesada por las condiciones de producción, entre ellas el tiempo acotado que se dispone para armar una puesta en escena, el dinero con que se cuenta; la llegada tardía de algún subsidio que no alcanza, u otros factores de poder del medio. Cuesta mucho reunirse a pensar entre pares, hay un vértigo que rodea el trabajo donde se debe resolver, de algún modo. Por eso la necesidad de esta asociación, que en lugar de confrontar y competir produzca intercambio y reflexión entre pares sobre el trabajo en común.

T: ¿Cuál es el trabajo de Apdea?

AM: Apdea funciona desde 2020 integrada por personas que se dedican a la dirección escénica, sin distinción de poéticas o lenguajes escénicos, que pertenecen a distintos circuitos de trabajo, independiente, comercial o institucional. Es una asociación federal, de espíritu democrático y funcionamiento asambleario y tiene como objetivos fundamentales: visibilizar y promover la tarea de la dirección escénica en nuestro país, facilitar la capacitación y trasmisión de este oficio en sus distintos aspectos; dialogar y trabajar con las distintas instituciones del medio, así como participar en los reclamos del campo teatral como colectivo, y por otro lado (no menos importante) obtener la autoría sobre los derechos de puesta para las personas que dirigen. (Télam)