El prodigioso guitarrista Luis Salinas, tocó anoche frente al río Paraná en Rosario, donde el músico demostró una vez más todas sus virtudes, al repasar distintos estilos en un nivel superlativo.

El show comenzó a las 20.30 en el anfiteatro del Parque España, un predio con pequeñas gradas y un escenario que tiene de fondo al Paraná, algo que el artista resaltó al ingresar al predio y que, señalando al río lo llevó a confesar, "de no ser por vivir en Buenos Aires, lo haría en Rosario por esto que tienen acá atrás”.

Más tarde, el guitarrista que compartió escenario con músicos nacionales como Adolfo Ábalos, Horacio Salgán, María Graña, Mercedes Sosa, Jaime Torres y Egle Martin, entre más, invitó a su hijo, Juan Salinas, que lo acompaña desde hace tiempo en sus recitales.

Como dupla compartieron casi todo el resto del show, que tuvo un momento particularmente emotivo con “Chacarera para Juan”, que Luis compuso para su hijo.

Llegando a las 21.30 comenzó a caer una lluvia tenue pero lejos de intimidarlo, Salinas y sus músicos, arremetieron con una potente improvisación de blues, que puso al público de pie, para bailar en sus burbujas y corear con la banda.

De esta forma, Salinas descargó un repertorio que incluyó jazz, blues, chacareras, bolero, entre otros estilos, desplegando toda su versatilidad y calidad musical.

(Télam)