La directora afgana Shahrbanoo Sadat afirmó que si sobrevive a un nuevo gobierno talibán, su cine "habrá cambiado para siempre".

"Si sobrevivo a esto y tengo la oportunidad de hacer más películas, mi cine habrá cambiado para siempre", aseguró la cineasta que pudo marcharse de Kabul el día antes de la llegada de los talibanes pero declinó la invitación porque no incluía a su familia.

En una entrevista a The Hollywood Reporter, que recogió Europa Press, la realizadora, premiada en el Festival de Cannes de 2016 con su ópera prima "Wolf and Sheep", relató cuál es su situación y la de miles de compatriotas. "El mayor problema ahora mismo es lograr cruzar los puntos de control bajo dominio talibán para llegar al aeropuerto; y, una vez allí, encontrar un avión", dijo Sadat.

"Jamás pensamos que todo ocurriría tan rápido", reconoció a su vez la directora, quien agregó: "Estás todo el tiempo escuchando que los talibanes se han hecho con el control de tal sitio o están entrando en otro, y pierdes un poco la perspectiva de cuál es el peligro real".

A su vez, afirmó que lo que sucede es algo "realmente horrible", y que solo necesita guardarlo en su cuerpo, recordarlo y plasmarlo en las películas más tarde, para compartirlo con el mundo. (Télam)