(Por Pedro Fernández M.) Flor de la V es la figura del momento y la estrella que América eligió para que ilumine la renovación de su pantalla, que aspira a recuperar el terreno perdido en audiencia en 2021.

Al estreno como conductora en "La noche de la V", un show nocturno que la actriz arrancó el sábado con excelentes números y en el que propone "rescatar algo del brillo que la televisión argentina perdió en la pandemia", se suma la confirmación de las últimas horas de que conducirá el histórico "Intrusos", marca registrada del canal, ante la anunciada partida de Rodrigo Lussich y Adrián Pallares.

Los dos programas insumirán a Flor dedicación exclusiva: serán tres horas de conducción diarias en el envío inventado por Jorge Rial y con 21 años en el aire y dos días de "La noche...".

"Lo primero que pienso hacer es descansar y comer bien para estar con toda la energía posible", asegura Flor en charla con Télam, confirmando su nuevo rol en "Intrusos", definido ayer y que preventivamente se anuncia para febrero.

"Estoy muy feliz de que me hayan elegido para conducir un programa legendario del canal, encantada de formar parte de la familia de América" tv, agrega antes de pasar a hablar de su nuevo invento, un show nocturno, fresco, con desparpajo, de decibeles altos pero también cercano, con toques de entretenimiento, divertido, de risas en voz alta y atravesado por la avasallante presencia escénica de su protagonista.

"Queríamos hacer un show así, como salieron los dos primeros, que sea como el living de mi casa, que sea nocturno, saliendo un poco del Covid y trayendo de vuelta a la televisión argentina algo del brillo que se robó la pandemia", cuenta Flor sobre el programa que va los sábados y domingos a las 22.

Click to enlarge
A fallback.

Trans, militante de las diversidades, madre de mellizos, esposa, vedette, costurera y personaje multifacético de la actuación y los medios, Flor asegura a lo largo de la charla que "es una sobreviviente" de un teatro de revistas y un mundo del espectáculo machista donde fue víctima de violencias que no la amedrentaron y aclara que, aún cuando falta hacer muchas cosas, "se lograron cambios importantes en la televisión en los últimos cuatro años".

"Me encanta este programa que estamos haciendo, la televisión se había vuelto un poco monótona y en un momento todo era panel, panel, panel, por eso quería volver con un show, con algo parecido o que evoque al teatro, de ahí el fondo de la ciudad, la banda tocando en vivo, los monólogos, los invitados, los juegos, las charlas. Con todo el equipo fuimos diseñando el programa, lo pensamos en conjunto trabajando de manera horizontal y todo lo que fantaseamos e imaginamos salió tal cual, no movimos ni un punto ni una coma", dice feliz del reencuentro televisivo en un rol protagónico y cargándose al hombro un programa propio que debe pelear con pesos pesados de la programación actual, instalados hace varios años en la franja que disputa.

Télam: Cuando arrancaste el primer programa de "La noche..." recordaste tu debut en América con Gerardo Sofovich, ¿Qué cambió desde ese momento a la actualidad en vos?

Florencia de la V: Muchísimo, al lado de Gerardo aprendí un montón, de tiempos, de maneras de estar frente a cámara pero ahora me encuentro más sólida, mucho más madura, sé lo que quiero decir y lo que no quiero decir, lo que quiero mostrar, la línea que quiero manejar; hace unos años no me pasaba de tener tanta claridad de saber por dónde quiero ir, estos nuevos desafíos me encuentran con mucha solidez y muy acompañada.

T: ¿Qué te movió a pensar en "La noche de la V"?

FV: Estos últimos dos años la gente transitó momentos muy difíciles y muchos los siguen transitando desde lo económico y la televisión te da ese plus de fantasía que por ahí no es tan fácil de encontrar; la televisión acompaña muchísimo, entonces, poder tener este aire en medio de tanta oscuridad, está bueno olvidarnos un poco de los problemas, no digo dejar todo atrás pero abstraernos un rato, divertirnos.

T: ¿Cómo traducís al formato de show lo que está pasando con las diversidades y los avances que hay en la sociedad?

FV: No va a ser desde un costado combativo sino que todo lo que se dará será a través del humor, de la comedia, respetando la diversidad y el manual de perspectiva de género que debería regir en la televisión argentina y no se utiliza.

El problema que tenemos es que se siguen reproduciendo mensajes negativos sobre lo que es una familia, sobre diversidad, género, cosas que como comunicadoras y comunicadores no podemos ignorar. A veces el medio sigue buscando polémica con ciertos temas y a veces en búsqueda de rating se reproducen mensajes negativos para la construcción de una sociedad más justa e igualitaria; más allá de esto, si veo la televisión de hace cuatro años y la comparo con la actual hemos logrado cambios importantísimos, falta muchísimo, pero ahora podemos poner el acento en violencias e invisibilidades que pasaban de largo.

T: ¿Te cambió la cabeza el avance del feminismo y las conquistas de todos estos años?

FV: Me cambió muchísimo porque formé parte, me involucré, supe entender que es importantísimo comprometerse, que desde nuestro humilde lugar era necesario salir a la calle y adquirir nuevos derechos; eso me moviliza, me emociona pensar en esta ampliación de derechos, desde el cupo laboral trans, el matrimonio igualitario, la ley de aborto legal, la ley de identidad, estoy muy contenta de haber levantado la bandera y haber salido a la calle y que nuestro país sea más igualitario y más justo. Antes criticaba un poco a los artistas que hacían política, no sé qué pensaba, y después me di cuenta del inmenso poder que uno puede tener para comunicar, para poder generar conciencia, por eso milito, por eso estoy presente en causas que tienen que ver con las diversidades y la ampliación de derechos.

T: ¿Cómo ves que se dieron estas conquistas?

FV: Fue algo hecho desde abajo hacia arriba, todas las ampliaciones de derechos se dieron desde abajo, desde la calle, desde la militancia, después estuvieron les politiques para escuchar los reclamos pero las socorristas están con el tema del aborto hace 30 años, el matrimonio igualitario también es un reclamo larguísimo, todo surgió desde las luchas de los distintos colectivos, los colectivos LGBT+, de derechos humanos, todo surgió en la calle, todo vino desde abajo.

T: Cuando vos arrancaste en el espectáculo tomaste parte en el clásico teatro de revistas y en una televisión muy machista, ¿Cómo te ves ahí hoy?

FV: Lo que siento es que soy una sobreviviente, me pude adaptar a un momento de violencia, fui víctima y salí adelante. Lo veo como un documento, algo que va a quedar en la historia para pensarnos como sociedad y lo que hacíamos mal. No formé parte de ese mundo desde un lugar de privilegio sino desde el abuso, la crueldad, si miro para atrás me veo víctima del machismo pero también veo que esas violencias no me amedrentaron y seguí adelante y toda esa construcción me llevó a ser la persona que soy hoy; me tocó atravesar eso pero eso ya pasó, ahora estamos en una sociedad que abraza las nuevas diversidades. (Télam)