Tras más de dos décadas radicado en México y Colombia, el actor y productor Andrés Vicente, popular aquí por sus roles en tiras como “La familia Benvenuto” y “Cebollitas” regresó a la Argentina para estrenar como autor y protagonista la obra “30 aniversario” y “volver a sentir la felicidad de hacer teatro independiente”.

“Mi vuelta tiene que ver con lo actoral y con la felicidad de producir teatro independiente, partiendo de esta experiencia de ‘30 Aniversario’”, confía Vicente a Télam.

“30 Aniversario”, que los sábados a las 22.30 sube a escena en el teatro Border (Godoy Cruz 1838, en el barrio porteño de Palermo) lo cuenta como autor, productor e intérprete.

La pieza, que el artista creó junto a Gaby Almirón y Pablo Peppino sobre el inesperado giro que da la amistad de tres décadas entre Óscar y Toni, cuenta con dirección de Marcelo Serre y un elenco al que a Vicente y Almirón se suma Rosario García Coni.

El espectáculo es presentado por uno de sus hacedores como “una obra que muestra lo que nos pasa a dos hombres maduros con los cambios de paradigmas de la sociedad y el empoderamiento de la mujer en la actualidad, e incluso cómo el amor entre dos hombres puede mostrarse abiertamente y con mucho cuidado, sin ser ni burdos ni chabacanos”.

“'30 Aniversario' es la primera producción que realizo aquí, pero voy a seguir haciendo otras aunque no participe como actor. Mi decisión de volver al plano actoral en el país tiene que ver con el cine y con el teatro y desde ahora repartiré mi tiempo entre Colombia y Argentina”, avisa el multifacético creador.

Télam: ¿Cómo decidiste traer “30 Aniversario” a la cartelera teatral de Buenos Aires?

Andrés Vicente: La decisión obedeció a la necesidad que tenía de retornar a las fuentes, de volver a aquel joven del Conservatorio Nacional que tenía los sueños y el romanticismo de hacer teatro por el solo hecho de hacerlo y de realizarlo en el lugar que, aún a pesar de las recurrentes crisis económicas, sigue siendo un faro teatral en el mundo.

T: ¿De qué manera se expresará esa voluntad tuya de hacer teatro en el país?

AV: Voy a llevar “30 Aniversario” de gira por otras ciudades del país en octubre y noviembre y tengo la intención de generar más contenidos teatrales en Argentina para el 2022.

T: ¿Qué recuerdos predominan de tu paso por populares programas de televisión?

AV: Tuve la suerte, desde que debuté en TV, allá por 1980, gracias a Gustavo Yankelevich, quien es para mí unos de los mejores productores del espectáculo argentino, de participar en programas que siempre tuvieron un gran éxito como “Los Manfredi”, “La familia Benvenuto” y “Cebollitas”, entre otros. El recuerdo tiene que ver no solo con la felicidad de haber participado de ellos, sino también con el aprendizaje que me dieron tanto a nivel actoral, como de ver producir a grandes del espectáculo. Esto también vale para todo lo que hice en el teatro de revista con grandes temporadas sobre las tablas del Tabarís.

T: ¿En qué momento decidiste irte a México y por qué?

AV: Me fui a México en el año 2000 y tuvo que ver con un contrato que tenía para ir a trabajar con una productora, Prime Time Producciones, que generaba contenidos para Once TV, el canal del Estado. No fue fácil irme ya que mis hijos eran muy chicos, aunque yo no vivía con ellos, y al principio la decisión fue complicada pero creí que irme me podía ayudar a crecer. Por suerte desde lo profesional las expectativas se cumplieron, amén de que pude estudiar Producción y Dirección de Medios en la Universidad Autónoma de México.

T: ¿Qué encontraste luego en el medio colombiano para desarrollarte tanto como actor como en el rol de productor?

AV: Colombia tiene la posibilidad de generar muchos y excelentes contenidos de ficción. El hecho de que sea líder en generación de ficción en América Latina y de vender sus productos al mundo realizados por excelente autores y actores, con ideas brillantes, es lo que me sedujo. Hay que tener en cuenta también que las inversiones que se realizan en sus ficciones no tienen parangón en Latinoamérica.

T: Entre tus proyectos como productor en Colombia hay dos documentales sobre el pueblo indígena Wayú, ¿qué podés contar sobre esa cultura?

AV: Los Wayú, o guajiros, son un pueblo de la Costa Caribe de Colombia que se organiza en base a clanes y prácticas ancestrales. Es una etnia que tiene muchos problemas entre sus habitantes, por ejemplo la desnutrición, con 46 niños por cada 1000 menores de un año muertos por ese tema. Además de proyectos mineros que contaminan las fuentes de agua y padece los problemas en la frontera colombo-venezolana. Pensarlos desde la cultura occidental es un error y genera enfrentamientos no deseados, por ello nuestros documentales tendrán que ver con mostrar sus vivencias.

T: ¿Cuál es la situación social y política en Colombia ahora después de las grandes revueltas populares de los últimos meses?

AV: Todo comenzó como una protesta de las grandes clases medias del país surgidas en los últimos 20 años y con un alto nivel de vida, debido al aumento en las contribuciones impositivas (que ya quedaron caducadas), pero ello generó la salida a la calle de grandes sectores de la población considerada pobre, un 30% aproximadamente, entre quienes se encuentran los jóvenes llamados los ni-ni (ni trabajan ni estudian) y también de la población indígena del país y de los afrocolombianos. Pero, además, a ellos se sumaron las bandas criminales formadas por grupos desplazados de las FARC y de los grupos paramilitares, lo que generó un cóctel explosivo que hoy está en un proceso de internalización de esos problemas para tratar de solucionarlos. (Télam)