Los precios del petróleo subieron hoy debido al lento retorno de la producción en Estados Unidos, afectada por la intensa ola de frío, y a la incertidumbre provocada por la próxima reunión del grupo OPEP+ que definiría un mantenimiento de los recortes a los bombeos de crudo.

El valor del barril de la variedad WTI ganó 3,8% para cerrar en 61,50 dólares, mientras que el tipo Brent subió 3,6% por ciento, para concluir en 65,20 dólares, de acuerdo con datos de la agencia Bloomberg.

Las refinerías están volviendo a poner en funcionamiento sus plantas a medida que disminuye el frío y avanza un clima más templado, tras las intensas e inusuales nevadas en el sur de los Estados Unidos,

El tiempo resultó clave para la reapertura de las plantas luego de que se alcanzaran hoy los 20° C en esa zona.

El petróleo recibió un gran impulso por parte del banco de inversión Goldman Sachs que elevó su previsión de precios del Brent en 10 dólares, con la expectativa de que alcance 70 dólares en el segundo trimestre del 2021 y 75 dólares en el tercero, como consecuencia de la mayor demanda, a medida que se neutralice la pandemia.

El clima anormalmente frío en Texas y varios estados productores obligó a detener hasta 4 millones de barriles diarios de producción de crudo junto con 21.000 millones de pies cúbicos de producción de gas natural.

Es probable que las cuadrillas de trabajadores petroleros tarden varios días en descongelar las válvulas, reiniciar los sistemas y comenzar la producción de petróleo y gas.

Las refinerías de la Costa del Golfo de Estados Unidos están evaluando los daños y pueden tardar hasta 3 semanas en restablecer la mayor parte de sus operaciones.

En tanto, los inversores están con la expectativa puesta en la próxima reunión del 4 de marzo de los ministros de Energía de los países productores, donde se definirá la tendencia de la oferta.

Por su parte, el oro volvió a cruzar los 1.800 dólares debido al aumento del rendimiento de los bonos del Tesoro de los EE.UU. que presagia una mayor inflación.

Así, el metal cerró en 1.806 dólares la onza lo que equivale a una avance de 1,6%. (Télam)