El ministro de Desarrollo Agrario bonaerense, Javier Rodríguez, aseguró hoy que el desafío es "potenciar la producción de alimentos, generar valor agregado"en cada uno de los distritos de la provincia.

Rodríguez efectuó declaraciones al participar del acto por la finalización de las obras de la sala de elaboración láctea y otros espacios formativos de la Escuela Secundaria Agraria 801 Nicanor Ezeyza, de Coronel Vidal, en el marco del Aniversario 111 de la institución educativa.

"El desafío que nos planteamos desde la Provincia de Buenos Aires para el sector agropecuario es dejar de producir sólo materia prima y potenciar la producción de alimentos, generar un producto con mayor valor agregado y que eso se haga en cada uno de los distritos", expresó el funcionario bonaerense.

El ministro de Desarrollo Agrario destacó que "en este proceso, la escuela tiene un rol fundamental. Por eso es muy importante la inauguración de esta sala, que permitirá industrializar la producción y pensar en los nuevos desafíos del trabajo".

La escuela "Nicanor Ezeyza" cuenta con una matrícula de 251 alumnos del distrito pero también de otras localidades como Santa Clara, Santa Elena, Pueyrredón, Madariaga, Villa Gesell, e incluso de la Ciudad de Buenos Aires.

Actualmente en el establecimiento se producen leche, queso cremoso, dulce de leche, dulce de manzana y membrillo, conservas, chacinados, pollos parrilleros y huevos.

Además, el lugar cuenta con una huerta propia y un monte frutal. Todos estos alimentos se destinan al comedor de la institución educativa, mientras que el excedente se comercializa en el distrito.

A partir de esta inauguración de la sala de elaboración de industria láctea se le permitirá a la escuela agraria ampliar su producción de queso mantecoso y sumar la elaboración de queso sardo, además de ampliar la cantidad y mejorar la calidad de los alimentos.

Asimismo, esta sala significa un gran aporte educativo, dado que se encuentra ubicada al lado del tambo y cuenta con un aula donde se dictan clases de ganadería y producción lechera. De esta manera, los alumnos podrán ver el circuito productivo completo, desde el momento de ordeñe de la vaca hasta la finalización de la elaboración de los alimentos, mientras se desarrolla el dictado de clases específicas en la materia.

Rodríguez explicó que la inauguración de la sala industrial se da en el marco de un convenio del Ministerio de Desarrollo Agrario con la Dirección General de Cultura y Educación, destinado a fortalecer los espacios productivos de las escuelas agropecuarias, a partir del acompañamiento, el asesoramiento técnico y capacitaciones para las instituciones educativas.

Finalmente, señaló que desde el Ministerio se generó una resolución par "reconocer las Pequeñas Unidades Productivas de Alimentos (PUPAAs), y que cada una de ellas esté habilitada a vender su producción en toda de la Provincia de Buenos Aires".

(Télam)