La Reserva Federal de los Estados Unidos (FED) informó hoy en Washington que su directorio planteó que en los próximos meses se registrará un aumento de costos y de precios en la economía.

La FED difundió su tradicional Libro Beige que se publica ocho veces al año, describe las condiciones económicas en los 12 distritos de la Reserva Federal, y las perspectivas regionales basándose en una variedad de información en su mayoría cualitativa, recopilada directamente de cada distrito.

El organismo estadounidense, en su página web, sostuvo que "el fortalecimiento de la demanda permitió que algunas empresas, en particular fabricantes, constructores y empresas de transporte, trasladara en gran parte el aumento de los costos a sus clientes y de cara al futuro, anticiparon que enfrentarán aumentos de costos y deberán cobrar precios más altos en los próximos meses".

La FED describió que "las presiones generales sobre los precios aumentaron aún más desde el último informe. Los precios de venta aumentaron moderadamente, mientras que los costos aumentaron más rápidamente".

Los costos de insumos han seguido aumentando en todos los ámbitos, y muchas empresas notaron aumentos bruscos en los precios de las materias primas de construcción y manufactura. También se observaron aumentos en fletes, embalajes y petroquímicos, describió.

Las compañías informaron que las continuas interrupciones de la cadena de suministro intensificaron las presiones de costos.

En cuanto a la situación laboral en Estados Unidos, la FED expresó que "el lento crecimiento del empleo fue más fuerte en los servicios de alimentos, la hostelería y el comercio minorista. Los fabricantes también agregaron trabajadores en varios distritos".

Seguía siendo difícil para muchas empresas contratar nuevos trabajadores, especialmente trabajadores por horas con salarios bajos, conductores de camiones y comerciantes calificados.

La falta de candidatos a puestos de trabajo impidió que algunas empresas aumentaran la producción y, con menos frecuencia, llevó a empresas para reducir sus horas de funcionamiento, explicó el informe.

En general, el crecimiento salarial fue moderado y un número creciente de empresas ofrecieron bonificaciones y aumento de los salarios iniciales para atraer y retener a los trabajadores. Las empresas esperaban que la demanda laboral se mantuviera fuerte, pero con oferta limitada, en los próximos meses.

Finalmente, en cuanto a la perspectiva económica, el organismo monetario de EEUU detalló que "la economía nacional se expandió a un ritmo moderado desde principios de abril hasta finales de mayo, una tasa algo más rápida que en el período del informe anterior".

Varios distritos mencionaron los efectos positivos en la economía del aumento de las tasas de vacunación y la relajación social y las medidas de distanciamiento, mientras que también señalaron los impactos adversos de las interrupciones de la cadena de suministro. (Télam)