A horas de que el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC) difunda los costos de la Canasta Básica Total de abril, cabe recordar que en marzo una familia tipo compuesta por dos adultos y dos niños en edad escolar (nivel primario), necesitó $60.874 para no ser pobre y $25.685 para no ser indigente.

El segundo valor corresponde sólo a la Canasta Básica Alimentaria, es decir a alimentos que permitieron hacer las cuatro comidas diarias, vestirse y acceder al transporte público; aunque no tiene en cuenta otros factores elementales para la vida como los útiles escolares, medicamentos y recreación.

Según los datos obtenidos de marzo, donde hubo un 5% de aumento en los precios respecto al mes anterior, algunas consultoras revelaron que un 44% de los argentinos vive por debajo de la línea de pobreza.

Según los datos de marzo, algunas consultoras revelaron que un 44% de los argentinos vive por debajo de la línea de pobreza

Teniendo en cuenta que el salario mínimo vital y móvil es de $ 24.408, sólo con tres de estos sueldos se podría sostener medianamente un hogar. Eso quiere decir que no solo ambos padres, en caso de que convivan juntos, deben salir a trabajar para subsistir, sino también alguno de los hijos.

El problema es cuando estos últimos son menores de edad, o hay adultos mayores en el hogar, cuya jubilación o pensión mínima alcanzará en el segundo trimestre los $ 23.064 mensuales, según la última actualización contemplada por el Gobierno