Economistas alemanes advirtieron que el levantamiento de los cierres por la pandemia de coronavirus no llevará automáticamente a la ansiada rápida recuperación de la economía, según el instituto de investigación económica Ifo.

Estudios comparativos realizados en Escandinavia y Estados Unidos muestran que las economías de los países y regiones que no aplicaron cierres estrictos en la primera fase de la pandemia colapsaron al igual que aquellos que aplicaron restricciones estrictas.

"Como el virus provoca incertidumbre, muchas empresas no invierten", señaló Clemens Fuest, presidente del instituto Ifo, según la agencia de noticias DPA.

"Cuando un virus peligroso se propaga, la mayoría de la gente no va al cine, a los restaurantes o a los conciertos, esté o no permitido", agregó.

Investigadores del Ifo analizaron en un estudio lo sucedido en Suecia, país que intentó prescindir de un cierre durante mucho tiempo: "Sin un cierre, la caída económica llega un poco más tarde y no es tan profunda", dijo Fuest.

"Sin embargo, eso se paga con mayores tasas de infección más adelante y los correspondientes mayores daños económicos y sanitarios", acotó.

En Estados Unidos, los economistas Austan Goolsbee y Chad Syverson estudiaron el impacto económico en los comercios minoristas de varios condados estadounidenses con y sin cierres.

El resultado fue que "si bien el flujo de clientes se había reducido en un 60 por ciento, las restricciones impuestas solo supusieron el siete por ciento de ese descenso", según los dos investigadores.

"Las decisiones individuales (de los consumidores) fueron mucho más importantes y parecen estar relacionadas con el miedo a la infección", añadieron. (Télam)