Los productores de lana de seis organizaciones rionegrinas, sumadas a otra de Chubut, vendieron 9.885 kilos de fibra a un valor promedio de US$ 10,35 por kilo, en el marco del "Programa Mohair", informó hoy el Ministerio de Agroindustria y Producción de Río Negro.

La cooperativa de Ingeniero Jacobacci "Ganadera Indígena", junto a la de Comallo "Amulein Com", la de Ñorquincó "Peñi Mapuche", "La Amistad" de Valcheta, "Nueva Esperanza" de Laguna Blanca y "Calibui" de Jacobacci, aportaron para la venta 8.921 kilos y la "Comunidad Laguna Fría" de Chubut, completó el lote con otros 954 kilos.

La venta se realizó mediante un concurso de precios y tuvo como adjudicataria a la firma sudafricana Lötter & Cornelius, que se comprometió a pagar un 50% a 15 días y el saldo restante, 35 días después.

El secretario de Ganadería de Producción y Agroindustria, de Río Negro Tabaré Bassi, dijo que "vemos un crecimiento sostenido en el volumen de las ventas que se vienen realizando desde hace varios años".

La modalidad "se constituyó en una de las principales herramientas para valorar la producción del pequeño productor regional, a quien se le posibilita colocar fibra de calidad en el mercado a precios acordes", destacó.

Las organizaciones productoras ganaderas cuentan con asistencia técnica del Ente de Desarrollo de la Región Sur, Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) y de la Secretaría de Agricultura Familiar, Campesina e Indígena.

A ello se sumó el apoyo de la Secretaría de Ganadería de Río Negro que, según se informó, "todos los años pone a disposición créditos blandos para pre financiamiento comercial".

En el marco del Programa se brinda la capacitación, se cubre parte de los gastos de logística y acondicionamiento y se financia un Plan de Mejoramiento Genético.

La fibra ofrecida es trabajada bajo las pautas de calidad del Programa Mohair, reconocida por su calidad y presentación, y es avalada con los resultados de los análisis realizados en el Laboratorio de Fibras Textiles de INTA Bariloche.

Según el informe de licitación conjunta, desde la cartera nacional de Agricultura, Ganadería y Pesca Nacional se destacó, "la posibilidad de lograr lotes que formen un volumen de interés para la industria; la responsabilidad solidaria entre los productores a la hora de la decisión de venta; la liquidación individual acorde a la calidad de cada lote; la formalidad comercial y la transparencia en el vínculo vendedor comprador". (Télam)