El número de puestos de trabajo disponibles en los Estados Unidos subió a 9,3 millones en abril, el nivel más alto desde el 2000 hasta la fecha, según los resultados de la Encuesta de Vacantes y Rotación Laboral (JOLTS por su sigla en inglés), del Departamento de Trabajo.

Las vacantes disponibles se incrementaron en casi un millón de puestos de trabajo desde su nivel anterior de marzo cuando llegaron a 8,3 millones de empleos.

Si bien las empresas están contratando a medida que la economía se reabre, las obligaciones de cuidado infantil, los problemas de salud persistentes, los desajustes de habilidades y los beneficios de desempleo mejorados han impedido que algunos estadounidenses regresen a la fuerza laboral. El número de vacantes superó las contrataciones en 3,2 millones en abril, la mayor brecha registrada.

El número de puestos vacantes aumentó a un récord y la contratación se mantuvo estable ya que el número de personas que abandonaron voluntariamente sus trabajos aumentó a 4 millones en abril, mientras que la tasa de abandonos se elevó a un máximo de la serie del 2,7%.

Las cifras sugieren que los trabajadores tienen cada vez más confianza en su capacidad para encontrar otro empleo.

Los problemas de contratación han sido tan agudos en los últimos meses que la mitad de todos los estados de EEUU han anunciado planes para eliminar gradualmente los programas federales de seguro de desempleo en un esfuerzo por alentar a las personas a buscar trabajo.

Mientras tanto, los empleadores han estado ofreciendo bonificaciones, aumentando los salarios y agregando beneficios como seguro médico para atraer trabajadores.

El último informe de empleo del Departamento de Trabajo mostró que las nóminas se duplicaron en mayo al alcanzar 559.000 nuevas posiciones, después de un aumento de 278.000 en abril, lo que sugiere que los esfuerzos de contratación comenzaron a dar sus frutos el mes pasado.

Aún así, la cifra de nóminas se situó por debajo de las estimaciones y deja al mercado laboral en 7,6 millones de puestos de trabajo por debajo de los niveles previos a la pandemia.

Una recuperación más amplia del mercado laboral requerirá un ritmo más rápido de contratación en la industria del ocio y la hospitalidad, que fue la más afectada por los cierres pandémicos.

Las ofertas de trabajo de alojamiento y servicios de alimentación aumentaron a 349.000 vacantes en abril, lo que representa el 35% del aumento mensual. La contratación en la industria aumentó en 232.000 puestos. (Télam)