El presidente de la Unión Industrial Argentina (UIA), Miguel Acevedo, destacó hoy la mirada federal que se planteó durante la Conferencia Industrial de la entidad, y reiteró la necesidad de consensuar una agenda "de acuerdos de largo plazo" y "sin mezquindades" para poner en valor los activos productivos que permitan el definitivo despegue de la Argentina.

"Es el momento de trabajar en una agenda de acuerdos de largo plazo para que el esfuerzo de todos, sin mezquindades, se oriente hacia el desarrollo productivo", señaló Acevedo a Télam tras la 26ta. Conferencia Industrial, cuyo cierre compartió ayer con el presidente Alberto Fernández, entre otros funcionarios del gobierno Nacional

Las cuatro jornadas de la Conferencia convocaron a las personalidades más relevantes del ámbito público, privado y sindical, con el objetivo de debatir los ejes clave para el desarrollo integral del país.

"A 120 años del primer Congreso Industrial, nuestro compromiso es el mismo de siempre, ahora en otro contexto: promover los debates sobre el presente y el futuro del sector productivo argentino", subrayó Acevedo.

En este sentido, dejó en claro que el país "vive un momento histórico y consolidar una agenda federal es clave para la reactivación económica".

Precisamente esa agenda federal planteada por la UIA incluye, entre otras propuestas, la innovación en ciencia y tecnología, la visión de una macroeconomía que fomente la agregación de valor y el ahorro en moneda local, los incentivos para crear más y mejor empleo, y el diseño de un sistema tributario que sostenga la formalización de la economía y la dinamización de la inversión privada.

En el capítulo tributario, Acevedo comprendió el contexto para impulsar una contribución extraordinaria -una referencia implícita al Aporte Solidario y Extraordinario de las Grandes Fortunas que tiene previsto tratar hoy el Senado-, aunque dejó en claro que "no debería ser a través de impuestos que afectan a los activos productivos".

El titular de la UIA también recordó el rol fundamental que cumple la industria en la economía nacional: "Representa el 20% del PBI, un tercio de la recaudación tributaria y aporta el 50% de las exportaciones, que siempre generan divisas tan valiosas, más en este momento".

Por su parte, el director ejecutivo y economista jefe de la UIA, Diego Coatz, resaltó ¨la agenda federal" de la Conferencia, a través de la participación de "17 provincias, abarcando todos los temas que hacen a la agenda industrial".

A diferencia de anteriores ediciones, esta vez la UIA eligió cuatro regiones para abordar las distintas realidades que tiene la industria en todo el país: la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Jujuy, Santa Fe y provincia de Buenos Aires.

La presentación en relación al distrito porteño giró en torno de dos ejes: industria 4.0 y pandemia. De hecho, se puso en marcha en la sede UIA el centro de industria X-UIA Accenture, con el objetivo de promover la competitividad y transformación del sector industrial en una nueva senda de desarrollo sostenible.

"Mostramos lo que será de acá en adelante todo el tema de industria 4.0, que beneficiará a las empresas chicas, medianas y grandes, claramente un gran aporte para el futuro de nuestra industria", indicó Acevedo.

En la segunda jornada, con epicentro en Jujuy, se debatió la competitividad en perspectiva federal; y un día después, en Rosario, Santa Fe, se abordaron las coordenadas para generar previsibilidad, inversión y empleo.

El cierre de la Conferencia se llevó a cabo en la planta de la Cervecería Quilmes con la presencia del presidente Alberto Fernández y la emisión de un mensaje de poco más de dos minutos grabado por la canciller alemana, Angela Merkel.

"Una de las conclusiones que nos dejó esta pandemia (de Coronavirus) es que ya no hay tiempo para postergar debates ni acuerdos. No podemos ver pacientemente cómo nuestras oportunidades de consensos se agotan", concluyó el presidente de la Unión Industrial Argentina, Miguel Acevedo.

(Télam)