Los granos culminaron la jornada a la baja por una gran toma de ganancias por parte de los fondos especulativos tras las subas que se dieron en la semana en el mercado de Chicago, mientras que el aceite escapó a las pérdidas y sumó una nueva suba que lo ubicó en niveles históricos.

El contrato de mayo de la soja cayó 1,84% (US$ 11,85) hasta los US$ 630,52 la tonelada, a la vez que el de julio lo hizo por 1,83% (US$ 11,57) para posicionarse en US$ 620,23 la tonelada.

Los fundamentos de la baja radicaron en la toma de ganancias por parte de los fondos de inversión.

No obstante, nuevas ventas por 144.000 toneladas de mercadería norteamericana a México y una nueva suba en el aceite, que llegó a máximos históricos, limitaron las pérdidas.

Dicho subproducto escaló hoy 2,15% (US$ 38,80) hasta los US$ 1.835,54 la tonelada, precio histórico en la plaza bursátil norteamericana, mientras que la harina cayó 2,15% (US$ 11,13) para concluir la jornada a US$ 505,73 la tonelada.

Por su parte, el maíz retrocedió 0,78% (US$ 2,46) y se posicionó en US$ 312,19 la tonelada, debido también a una toma de ganancias.

Sin embrago, la persistencia de un clima más fresco de lo normal en la región del medio-oeste norteamericano "continúa afectando a las siembras, lo cual genera preocupaciones y limita las bajas", indicó la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR).

Asimismo, el Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA) informó la venta de 1,3 millones de toneladas de maíz con destino China y otras 280.000 toneladas a México en el día de la fecha.

Por último, el trigo descendió 0,23% (US$ 0,92) y se posicionó en US$ 391,50 la tonelada, como consecuencia de una "demanda externa menor a la esperada", indicó la BCR. (Télam)