Las principales bolsas internacionales registraban hoy una tendencia mixta, mientras que el petróleo operaba con caídas en los mercados de referencia, en una jornada donde el centro de atención estará puesto en la decisión de la política monetaria a seguir por parte de la Reserva Federal estadounidense (FED).

Los inversores aguardan la finalización de la reunión monetaria del organismo donde su presidente, Jerome Powell, dará una conferencia de prensa esta tarde a las 16.30, hora argentina.

Se espera que la entidad anuncie una aceleración de la reducción de su programa de compra de activos (actualmente previsto para culminar en junio próximo), establecido durante la pandemia de coronavirus para estimular la economía y mantener las tasas de interés bajas, frente a una inflación que marcó un récord en 39 años según los últimos datos de noviembre con un 6,8% interanual y cinco meses consecutivos con cifras superiores al 5%.

Este giro copernicano en la política de la FED allanará el camino para una suba en sus tasas de interés para el año próximo, la primera desde 2018, y según la agencia Bloomberg, se prevé un incremento gradual en las tasas (actualmente cercanas al 0%) hasta llegar a un 1,9% en 2024.

No obstante, el rebrote de casos por parte de la variante Ómicron podría motivar a la FED a ser menos agresiva en sus nuevas medidas.

Del mismo modo, esta semana se reunirán los bancos centrales de la Unión Europea, el Reino Unido y Japón.

Click to enlarge
A fallback.

En el caso del Banco Central Europeo, el organismo analizará ampliar su programa regular de compra de activos, frente a la finalización de su programa más amplio establecido por la pandemia, el próximo mes de marzo.

Los principales índices de la región Asia-Pacífico cerraron con valores mixtos según la agencia Bloomberg.

Anotaron alzas el índice japonés Nikkei con una suba de 0,10%, Corea del Sur (Kospi) 0,05% y Taiwán (Taiex) 0,35).

Por el contrario, cerraron en rojo Hong Kong (Hang Seng) con una baja de 0,91% y los índices chinos de Shanghai y Shenzhen con caídas del 0,38% y 0,58% respectivamente.

Por su parte, las principales bolsas europeas operaban con altibajos: avanzaban París (CAC40) 0,19% y Milán (Ftsemib) 0,22%; mientras que retrocedían Madrid (IBEX35) 1,26% y Londres (FTSE 100) 0,68%.

En tanto, Francfort (DAX) se mantenía sin cambios.

En cuanto a los índices macroeconómicos del continente, Reino Unido reportó hoy una inflación récord en más de 10 años, al situarse en 5,1% interanual en noviembre, más del doble de la meta del Banco de Inglaterra (que había previsto que la cifra superaría el 5% recién en abril del año próximo).

Las bolsas de Nueva York registraban pérdidas y su principal índice, el Dow Jones Industriales, caía 0,20% hasta 35.473,66 puntos; mientras que el selectivo S&P 500 y el tecnológico Nasdaq presentaban bajas del 0,22% y 0,25% respectivamente.

Influye negativamente en las bolsas el dato de ventas minoristas estadounidense publicado hoy por el Departamento del Comercio.

Las mismas aumentaron sólo un 0,3% mensual en noviembre, por debajo de lo esperado, y menos que el 1,8% de octubre.

Se cree que esto se debe, en parte, a que muchos consumidores decidieron adelantar sus compras navideñas debido a las expectativas de retraso de entrega por los problemas en las cadenas de suministro.

En tanto, la Bolsa de San Pablo operaba con un rojo del 0,60% y se ubicaba su principal índice, el Bovespa, en 106.120,70 puntos.

De relevancia para la Argentina, los futuros de granos se negociaban en la apertura del Mercado de Chicago con valores mixtos: la soja avanzaba US$ 1,19 para situarse en US$ 463,97 para los contratos con entrega en enero.

Para las entregas en marzo, el trigo y el maíz descendían US$ 9,09 y US$ 1,08 hasta US$ 280,07 y US$ 231,29 respectivamente.

Por otro lado, el petróleo operaba con caídas por tercer día consecutivo, a raíz del temor por la variante Ómicron y sus nuevas restricciones; y la posibilidad de que el crecimiento en la producción de crudo supere a la demanda durante el año próximo, una previsión que subrayó ayer la Agencia Internacional de Energía (AIE).

El crudo West Texas Intermediate (WTI), que cotiza en el mercado a futuro de Nueva York (Nymex), retrocedía 1,05% y se comercializaba a US$ 69,99 el barril en los contratos con entrega en enero..

En tanto el Brent, que opera en el mercado electrónico de Londres (ICE), se negociaba a US$ 73,11 y se desvalorizaba 0,80% para la entrega en febrero.

Por último, el bono a 30 años de EEUU mostraba un rendimiento de 1,83%, mientras el título a 10 años rendía 1,45% anual y el mismo activo a dos años contabilizaba una renta de 0,67%. (Télam)