La siembra de soja avanzó esta semana sobre el centro del área agrícola con la incorporación de 1,2 millones de hectáreas de la oleaginosa, a pesar de que continúa condicionada por la falta de humedad y con un retraso de 20 puntos porcentuales respecto de la campaña anterior, informó hoy la Bolsa de Cereales.

El mismo problema reportó el maíz, cuya implantación solo avanzó 0,2 puntos porcentuales durante la semana, por lo que se llegó a cubrir 23,8% de las 7,3 millones de hectáreas estipuladas para el cultivo.

En el caso de la soja, la incorporación de cuadros de primera se centró sobre gran parte del centro del área agrícola.

A la fecha, la siembra cubrió 19,4% de las 16,7 millones de hectáreas proyectadas para la campaña en curso, un retraso de 20 puntos porcentuales respecto de lo registrado a la fecha en la campaña, con las mayores demoras registradas sobre el núcleo sur y norte, el centro norte de Santa Fe y el norte de La Pampa y oeste de Buenos Aires.

Por el lado del maíz, las labores de implantación se sembraron en el sur del área agrícola, con un retraso calculado en 6,2 puntos porcentuales respecto a la campaña pasada.

Asimismo, se comenzaron a relevar los primeros cuadros del cereal en el este del área agrícola nacional, que, a pesar de las heladas y el déficit hídrico que estos lotes sufrieron durante la primera etapa de su crecimiento, "la expectativa de rinde se ubica apenas por debajo de los promedios regionales", indicó la entidad.

Por otro lado, nuevas precipitaciones en el oeste del área agrícola mantienen la humedad en la primera parte de los perfiles mientras el cereal expande hojas, sostuvo el informe, al mismo tiempo que se espera que durante la próxima semana comience la siembra de planteos tardíos, los cuales representaran más de 55% del total proyectado.

Respecto al trigo, la cosecha ya cubrió 12,5% de la superficie apta luego de un progreso intersemanal de 2,5 puntos, con un rendimiento medio nacional de 13,5 quintales por hectárea (qq/ha).

"Mientras el norte se encuentra próximo a dar por finalizadas las labores de cosecha, siembras tempranas sobre el centro inician la recolección de cuadros con rendimientos heterogéneos y por debajo a los promedios de las últimas cinco campañas", señaló el trabajo.

Por último, la siembra de girasol alcanzó a cubrir 93,4% de las dos millones de hectáreas estipuladas para el cultivo, mientras que la implantación de sorgo se ubicó en 16,7% de las 950 mil hectáreas previstas. (Télam)