La Argentina ya cuenta con trece años de antecedentes en edificios con certificación LEED y si bien en la mayoría de los casos se trata de oficinas corporativas, también se anotan en el registro unidades de administración pública y hasta el primer complejo deportivo en toda América Latina.

El primer edificio certificado fue el Madero Office, que la desarrolladora Raghsa realizó en el barrio de la ciudad de Buenos Aires sobre la calle Cecilia Grierson.

De todos los emprendimientos, el de más alta calificación alcanzada hasta el momento es el Altman Eco Office, de Lima 1100 en el barrio porteño de Constitución, con un LEED Platinum logrado por haber completado todos los procesos en el máximo nivel.

De acuerdo con lo señalado por la compañía GreenGroup, especializada en sustentabilidad, el edificio obtuvo la máxima calificación por contar con "techos verdes, un uso eficiente del agua, la energía y de los materiales utilizados en su construcción, así como reducción de los desechos y de la contaminación enviada al medioambiente".

A escasa distancia se ubican la Torre de Coca Cola en el barrio de Saavedra (91 puntos sobre 100), la sucursal de Mc Donald's en la Panamericana a la altura de Pilar, la planta de SKF en Tortuguitas, la sede del Santander en San Telmo y distintas sucursales de los bancos Macro y Citibank, a los que se suma, ya como edificio público, la sede de la Jefatura de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires.

Pese a que en la mayoría de los casos se trata de construcciones con frentes vidriados y una antigüedad no mayor a los veinte años, algunas excepciones demuestran que con la debida reconversión también la certificación LEED le puede caber a un edificio casi centenario, como el Lipsia, en la vereda par de la avenida Corrientes al 300 (el del mítico "348, segundo piso, ascensor" del tango "A media luz"), inaugurado en la década del '30 del siglo pasado.

Pero hay otro que es más antiguo, al punto que data del siglo XIX. Nada menos que la Casa Rosada, que en 2018 obtuvo el "Nivel Oro" (segundo en el orden de clasificación después del platino).

La sede del Gobierno nacional "redujo el uso de energía, el uso del agua y mejoró la calidad del aire interior, demostrando su compromiso con el diseño ambiental y sostenible", destacó Greengroup.

Muchos de esos edificios formaron parte del reciente recorrido guiado que se realizó el 5 de octubre en el marco de la Séptima Conferencia Internacional y Exposición Buildgreen.

Asimismo, desde mediados de este año el Dow Center de Bahía Blanca pasó a ser el primer establecimiento deportivo de América Latina en recibir la certificación LEED.

(Télam)