La Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) detectó inconsistencias en más de 3.600 explotaciones rurales por existencias de granos mal informadas y, a partir del cruce de información, aplicó ajustes impositivos por $ 27.700 millones en concepto de Impuesto a las Ganancias correspondiente al ejercicio 2021.

El organismo que dirige Carlos Castagneto informó hoy que la detección de las anomalías fueron resultado de "las tareas de fiscalización de las áreas especializadas en actividad agropecuaria", que permitió advertir "numerosos casos de subvaluación de stocks granarios en manos de operadores agrícolas".

"Los inspectores del organismo verificaron de esta manera maniobras de evasión impositiva por montos millonarios", agregó, al tiempo que explicó que "el fraude desarticulado consistía en declarar existencias por debajo de su valor real, lo que redundaba en una reducción artificial de la base imponible utilizada para el cálculo del impuesto a las Ganancias y así minimizar el pago del gravamen".

En un comunicado, la AFIP detalló que, para los cálculos, "se utilizaron herramientas informáticas y los datos consignados en el Sistema de Información Simplificado Agrícola (SISA), una plataforma donde los titulares de los campos registran las hectáreas y los productores declaran las actividades que desarrollan en las tierras".

"Esos resultados fueron cotejados con la cotización de los granos en el mercado local e internacional e información provista por el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA), y evaluada de acuerdo con la valuación de los bienes de cambio exteriorizadas en la Declaración de Ganancias de los contribuyentes investigados", completó.

El cruce de información arrojó como resultado un total de "3.604 contribuyentes que se encuentran en esta situación irregular", indicó el organismo recaudador.

Por último, se informó que el ajuste "será reclamado por medio de notificaciones a los operadores". (Télam)