Inspectores del Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social de Santa Fe relevaron desde comienzos de año más de 3.000 empresas y verificaron la situación de un total de 10 mil trabajadores, lo que permitió reducir en un 40% la tasa de informalidad de los emprendimientos supervisados, indicó hoy un informe del Gobierno provincial.

En lo que va del año el equipo de inspectores de la cartera laboral llevó a cabo 3.117 fiscalizaciones en el sector privado, en las cuales se relevaron 10.000 trabajadores entre registrados y no registrados.

El Gobierno señaló que el impacto de esas acciones "ha sido altamente efectivo, ya que de ese total se formalizaron 2.280 nuevas inscripciones al sistema de seguridad social, lo que en promedio significa una reducción del 40% de la tasa de informalidad detectada" en los controles.

Sobre esos resultados, el subsecretario de Fiscalización del Trabajo, Facundo Osia, explicó que "el objetivo principal de las inspecciones laborales es la regularización de las y los trabajadores, considerando para la sanción aplicable la inmediata registración laboral".

Además, dijo que "de acuerdo al tiempo transcurrido entre la inspección y el alta registral existe una reducción de las multas aplicables”.

Los sectores relevados fueron comercio, construcción, industria, gastronomía y actividades agropecuarias, entre otros.

Algunas de las fiscalizaciones fueron ordenadas de oficio, pero su gran mayoría tuvieron origen en pedidos gremiales y/o denuncias de trabajadores a través de la línea telefónica gratuita disponible para ello.

La mayor cantidad de inspecciones se llevó a cabo en locales comerciales (941), seguido por alojamientos y gastronomía (324), construcción (324), industria (321) y en servicios de empresas e inmobiliarios (272). (Télam)