El vicepresidente para América Latina de la Asociación Internacional del Transporte Aéreo (IATA), Peter Cerda, señaló hoy que esperan “trabajar en estrecha relación con el nuevo gobierno asumido ayer en Argentina”, y que pretenden tener “una agenda que abarque todos los temas que signifiquen un crecimiento del mercado aerocomercial en el país”.

“Queremos y vamos a tener una relación muy estrecha con el nuevo gobierno, en junio vamos a realizar en Buenos Aires el Día de la Aviación y estamos organizando para llevar a nuestro director general (Alexander De Juniac) para que se encuentre con el nuevo presidente para plantearle cuál es la agenda que tenemos, y cuáles son las oportunidades de Argentina para crecer”, indicó Cerda en declaraciones a Télam.

Agregó que “las prioridades serán tomar contacto con el nuevo ministro de Transporte, con el nuevo presidente de Aerolíneas Argentinas; hay un potencial muy grande, que sigue estando aún con la recesión que está sufriendo el país. El transporte aéreo está aportando al crecimiento, hay interés y creemos que nosotros podemos ser un buen aliado del gobierno”.

En cuanto a la agenda a instrumentar, detalló que el tema de las tasas aeroportuarias sigue siendo uno de los puntos a analizar, y al respecto afirmó que “tiene que ser un equilibrio entre los costos operativos de las aerolíneas, de infraestructura y del espacio aéreo, donde EANA (Empresa Argentina de Navegación Aérea) ha venido trabajando muy bien en este último tiempo”.

Reclamó, además, que una de las prioridades para el crecimiento del mercado es que “haya igualdad de condiciones para todas las aerolíneas”, y que “no haya proteccionismo por parte del Estado que signifique desigualdades a la hora de competir.

Al respecto, afirmó que "en estos últimos años se ha abierto el mercado y sin embargo Aerolíneas Argentinas ha seguido creciendo, y también creció LATAM y las low cost, aún con las dificultades experimentadas por algunas, pero eso es también parte de las variables del mercado”.

Por otra parte, reconoció que “las aerolíneas de América Latina en general tendrán dificultades para alcanzar el punto de equilibrio en 2019”; remarcó que el panorama de la industria “está cambiando” y señaló como ejemplo la compra de JetSmart de la compañía Norwegian, la nueva cooperación entre LATAM y Delta; el acuerdo comercial planificado entre Avianca, Copa, United y Azul, y el caso de IAG asumiendo el control de Air Europa.

Cerda apuntó que “el transporte aéreo aporta en la actualidad aproximadamente 1 billón de dólares en la economía de los países del continente americano; de esta cifra 844.000 millones corresponden a América del Norte y 156 mil millones en América Latina y el Caribe”.

En ese sentido, puntualizó que “si bien América del Norte y América Latina son regiones muy diferentes social, económica y políticamente, la aviación desempeña un papel crucial en todo el continente y mientras las aerolíneas en Canadá y EE. UU. tienden a estar entre las más rentables del mundo, en América Latina la mayoría se sostiene con dificultades”.

“La situación es particularmente preocupante especialmente en América Latina, si se tiene en cuenta que la proporción de la población que viaja en avión en comparación con los habitantes de cada país sigue siendo relativamente baja, lo que deja abierto un enorme potencial, que aún se encuentra inexplotado”, remarcó finalmente el directivo de IATA.

(Télam)